Una empleada de un comercio céntrico, sufrió un aborto mientras estaba en el área de sanitarios del Centro Comercial “El Parián”.
Tras tomar conocimiento de los hechos la Fiscalía General del Estado y la Dirección de Investigación Pericial, se determinó que se trató de un aborto espontáneo y quedó descartado cualquier hecho delictivo.
La joven mujer fue trasladada al Hospital de la Mujer a fin de ser valorada.
Los hechos se registraron el miércoles a las 13:00 horas, tras reportarse inicialmente que en los baños del mencionado centro comercial había sido localizado un feto humano.
Momentos después llegaron policías preventivos del Destacamento “Centro” y ciclopolicías, quienes ubicaron a la joven quien minutos antes del desafortunado suceso comenzó a sentirse mal, por lo que pidió permiso para retirarse.
Una vez que le autorizaron su salida se fue caminando por la calle Rivero y Gutiérrez, siendo el caso que al llegar a la altura del Centro Comercial “El Parián” decidió ingresar al área de sanitarios donde sufrió un aborto espontáneo. La mujer manifestó que desconocía que estuviera embarazada.
Más tarde arribaron agentes del Grupo Homicidios de la PME, personal de Dirección de Investigación Pericial y el agente del Ministerio Público de Hospitales.
La Dirección de Investigación Pericial informó que lo que se recabó en el lugar de los hechos fue un tejido sin forma y todavía sin características de feto, lo que hace presumir que tenía menos de dos meses de gestación.