Cecilia de Santos Velasco
El Heraldo

Con la ocurrencia de nueve mil novecientos cuarenta y cuatro incendios atendidos en el municipio de Aguascalientes en el 2018, la Coordinación de Protección Civil informó que más de cien acontecieron en las fiestas decembrinas, donde la temporada apenas comienza en este mes de enero y febrero próximo, por lo que llamó a la ciudadanía abstenerse de provocarlos.
El comandante José Franco Toscano detalló que esta corporación ha estado muy movida en las últimas semanas, porque se han registrado incendios de pasto seco, los cuales no generaron relevancia por la pérdida de vidas humanas o bienes materiales. Sin embargo, el incendio de terrenos ha sido simultáneo, lo que ha complicado el quehacer del cuerpo de bomberos.
Indicó que cada mes de enero es un tiempo que requiere de la colaboración ciudadana, para que extreme cuidados y no se provoquen incendios en terrenos baldíos o en el campo.
“Se tiene la evidencia de que la mayoría de los siniestros son provocados por la propia gente y es muy raro que se prenda de manera natural el pasto seco. Hay que saber que al momento de encender un vehículo se pudiera iniciar el fuego en el pasto seco, pero la mayoría son iniciados por fogatas, pirotecnia, por jugar o simplemente por maldad”.
El coordinador de Protección Civil del Municipio de Aguascalientes comentó que en la celebración de la Noche Buena y la Navidad se atendieron 55 incendios, mientras que en la noche del Año Nuevo sumaron 22 casos. Aunque si se suma el resto de los días del mes de diciembre pasado superan las 120 quemas de pasto seco.
“Cuando se detecta a las personas que inician el fuego se les pone ante el juez calificador, aunque dependiendo de los daños entran otras autoridades como Medio Ambiente, así como los propietarios de los terrenos o de los espacios donde suceda”.
Finalmente, reiteró que en el ejercicio 2018 se atendieron 9 mil 944 incendios, que es una cifra menor a la registrada en el año 2017 con 10 mil 540, y aunque es un número mínimo de baja es reflejo de que comienzan a surtir efecto las diversas campañas de concientización implementadas en la ciudad de Aguascalientes y en sus comunidades rurales.