Los jóvenes de Tancredi disputaron su partido de la jornada 34 el día de ayer ante los Lobos de Zihuatanejo, y después de dos empates en casa, los de Aguascalientes lograron volver a la senda del triunfo con un marcador de 3-2 en una tarde de miércoles complicada ya que los locales no contaron con su portero titular, Raúl Pedroza así como el delantero Raúl Aguirre.
Debido a que ya pronto termina la temporada y el equipo de Tancredi está peleando partido tras partido el pase a la Liguilla, el día de ayer la presión traicionó a los de Atlético la Mina, pero el hecho de estar tan cerca de clasificar, hizo que la ambición y el hambre de triunfar fuera superior al del rival.
Los locales empezaron perdiendo con un gol tempranero al minuto 4 con un tanto de Miguel Pérez para meter presión a los de Aguascalientes. Sin embargo, los de Atlético la Mina reaccionaron de buena manera en el primer tiempo, llegando a remontar en antes del medio tiempo con goles de Rubén de Jesús Ramos al 18, y uno más de Óscar Arteaga al minuto 41.
Al iniciar el segundo tiempo, los de Tancredi aplicaron la misma que Lobos y marcaron de manera temprana en el complemento a los dos minutos con un tanto de Francisco Girón poniendo calma por un 3-1. No obstante, al minuto 54, Pedro Díaz volvió a meter a los Lobos de Zihuatanejo en el partido.
Con más de media hora llena de presión por tener el miedo de un empate, los de Tancredi defendieron de buena manera su arco para no llegar a perder más puntos, ya que ahora con su 63 puntos, vuelven al octavo lugar del grupo nueve y están pendientes de Mineros de Fresnillo, quienes están tres puntos abajo y enfrentarán el próximo sábado a Real Aguascalientes en el Ferrocarrilero.

¡Participa con tu opinión!