Agencia Reforma

Cd. de México, México 26-May-2018 .-El Partido Encuentro Social (PES) afirmó que sus simpatizantes conforman una minoría que exige respeto.

Tras la polémica causada por recientes declaraciones del presidente del partido, Hugo Eric Flores, de que las bodas entre personas del mismo sexo son una moda, el PES, conformado por grupos evangélicos, aseguró que no pretende discriminar.

“También somos una minoría y buscamos respeto, por eso no discriminamos”, asentó en un comunicado.

“En el Partido Encuentro Social estamos a favor de un país con diversidad religiosa y política donde cabemos todos, donde la discriminación no tenga lugar”.

El PES aseguró que no es un partido homofóbico, y prueba de ello, expuso, es una reciente reunión con la Coalición Mexicana LGBTTTI+.

“El matrimonio igualitario es una lucha muy respetable, como nosotros tenemos la nuestra. Aquí la palabra clave es ‘respeto’. No somos homófobos.

“Venimos de minoría religiosa que sufrió discriminación, así que no podemos ni vamos a discriminar a ninguna minoría sexual”, planteó.

Sin embargo, exigió respeto a las creencias de sus integrantes.

“Nuestra organización política busca la reconciliación y no la confrontación estéril. Seguiremos siendo respetuosos y pedimos que se nos respete. Todos cabemos en un México plural”, resumió.

¡Participa con tu opinión!