Aun fallecida una persona, el SAT puede seguir cobrando los impuestos a los familiares y sobre todo si existen deudas ante el Fisco, señaló el presidente del Colegio de Contadores Públicos, César Isaac Castañeda de la Rosa, quien resaltó la importancia de dejar todo en regla para evitar problemas a las familias.

En entrevista con El Heraldo, el especialista en temas fiscales señaló que así como se planean las cuestiones hereditarias de cómo van a quedar los bienes, a través de un testamento, es importante que los contribuyentes también dejen todo en regla ante la Servicio de Administración Tributaria, toda vez que en caso de fallecimiento, los seres queridos pueden resultar afectados con el cobro de las obligaciones fiscales.

Apuntó que a diferencia de lo que ocurre con las deudas ante los bancos o tiendas departamentales donde una vez fallecida la persona, la deuda se acaba, en el caso de los impuestos no es así, ya que para la Secretaría de Hacienda la muerte no exime a un contribuyente de seguir con sus obligaciones fiscales, lo cual pudiera afectar a sus familiares con el pago.

“Pudiera llegar a decir el Fisco, esta persona tenía una actividad profesional, dime hasta cuándo dejó de pagar impuestos, preséntame su declaración anual, qué vas a hacer con los bienes, cómo se distribuyeron; si la persona se dedicaba a arrendar, Hacienda quiere saber quién le va a seguir pagando sus impuestos; y si la persona contribuía al Fisco con rentas, pues lo que esperaría es que esos bienes sigan generando rentas”.

Ante tal situación, dijo que los albaceas o las personas que quedan a cargo del patrimonio de la persona que fallece deben acudir ante el SAT a notificar la muerte de un contribuyente y realizar el trámite de cancelación del RFC. Aunque este trámite es muy sencillo cuando el extinto causante sólo tenía una actividad empresarial o era asalariado, se vuelve complicado cuando está de por medio una herencia y hay un adeudo pendiente de pago al Fisco. “La autoridad se va a formar en la sucesión para recuperar su parte y una vez concluido el procedimiento se podrá cancelar el RFC”, finalizó.