Juan Carlos Jiménez Méndez
Agencia Reforma

SAN SALVADOR, El Salvador.- Los Tigres dejaron ir una ventaja y fueron remontados por el Alianza de El Salvador 2-1, en la Ida de los Octavos de Final de la Liga Campeones Concacaf.
El cuadro felino ahora deberá ganar la vuelta por dos goles; si lo hace por un gol, deberá ser 1-0, porque el 2-1 enviará el juego a penales, y el 3-2, 4-3, 5-4, le dará el pase a Cuartos de Final a los salvadoreños por el criterio del gol de visitante.
Fue un típico partido de un equipo mexicano en Centroamérica, con pocas emociones y un juego con mucho rose físico.
Tigres salió con André-Pierre Gignac de inicio para darle mayor fortaleza a unos felinos que están en un nuevo intento de ganar un título internacional.
Al minuto 33, Gignac cobró un tiro indirecto al recentro de Guido Pizarro, y de media tijera Juan Sánchez Purata abrió el marcador en favor de los Tigres.
Así concluyó el primer tiempo, y al arranque del complemento, vino una imprudente falta de Carlos Salcedo para un penal que cambió por gol el mexicano Felipe Ponce, al 47′.
Minutos después, un balón a la espalda de Salcedo y a la tardía cobertura de Purata, Oswaldo Blanco definió con clase el 2-1 en favor del Alianza, al 54′.
Con la desventaja, Tigres tuvo varias opciones para empatar, pero les faltó contundencia; fallaron Enner Valencia, Gignac, Julián Quiñones y sobre el final a Jordan Sierra le sacaron un balón con etiqueta de gol y al 94′, Gignac puso un balón en el poste en un final dramático.
La Vuelta se jugará el miércoles 26 de febrero en el Estadio Universitario.