LAS VEGAS.-Desde que se lanzaron como Sombrero Verde en 1981, los integrantes de Maná han forjado grandes amistades en el medio artístico, mismas que perduran hasta hoy.
Fher, Alex, Sergio y Juan, quienes ayer recibieron el premio Persona del Año de la Academia Latina de Artes y Ciencias de la Grabación, coincidieron que una de las grandes satisfacciones de su carrera, además del afecto de los fans y sus éxitos discográficos, es el atesorar a varios colegas entrañables.
“Rubén Blades, Juan Luis Guerra… Son muchos artistas con los que nos hemos hecho amigos, nos han enseñado mucho y nos han mostrado su afecto genuino”, comentó Alex en charla exclusiva, previa al homenaje que les harían anoche en el Mandalay Bay Events Center.
Durante la plática surgieron más nombres que han sido muy significativos en su formación profesional.
“Somos muy afortunados, tenemos muchos amigos y de todos los ámbitos: Santana, Miguel Bosé, Rubén Blades, Marco Antonio Solís, tanta gente”, recordó Sergio.
“¡Y con José María Cano!”, añadió Fher.
“Sí, con los Mecano y Soda Stereo. Lástima que ya no está Cerati, pero cuando vivía, éramos muy cercanos a ellos. Alejandro Sanz, Miguel Ríos, Bunbury… Muchas amistades que hemos hecho”, apuntó Alex.
Los integrantes de la banda, que ha vendido más de 40 millones de discos en todo el mundo, afirmaron que desde que inició Maná, hubo directivos de disqueras y productores que no confiaron del todo en ellos.
Por esto, apuntó Alex, aprendieron a confiar en su talento y a mostrarse firmes en sus convicciones.
“Maná llegó a un momento en que dijo: ‘Nosotros vamos a hacer las cosas a nuestra manera y ahora sí, a echarle todas las ganas’. Afortunadamente funcionó”, expresó el baterista. (Juan Carlos García/Agencia Reforma)