César Martínez e Isabella González
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El PRI pedirá un crédito bancario por 250 millones de pesos para solventar sus operaciones durante 2019, informó Enrique Burgos, presidente de la Comisión de Presupuesto y Fiscalización del Consejo Político Nacional, al presentar el estado de las finanzas del partido.
«En el año que corre, el partido tendrá recursos equivalentes a la mitad de los recibidos en el 2018.
«Además, el partido enfrenta el posible pago de laudos, principalmente en materia laboral, que no son solventados por los comités directivos estatales, mismos que el INE, a solicitud de las autoridades judiciales, también descuenta de las prerrogativas que recibe el CEN», indicó.
En resumen, dijo, la disponibilidad financiera del partido es de 590.6 millones de pesos.
«Monto desde luego insuficiente para solventar los gastos para este ejercicio.
«Esta situación requiere que se lleven a cabo varias acciones, entre ellas destaca la necesidad de contratar un crédito bancario por 250 millones de pesos… con el objeto de complementar los recursos necesarios para financiar la operación del partido», indicó Burgos.
Hasta la fecha, agregó, el INE ha notificado que descontará de las prerrogativas de 2019 la cantidad de 231.3 millones de pesos, equivalentes a una reducción de casi 28 por ciento de las prerrogativas iniciales de 770 millones de pesos.
Los diputados y senadores del PRI aportaron al partido 43 millones de pesos.