CIUDAD DE MÉXICO, octubre 1 (EL UNIVERSAL).- El sismo del 19 de septiembre dejó un saldo de 193 mascotas lesionadas, las cuales fueron atendidas en el Hospital Veterinario de la Ciudad de México y los centros de salud que se instalaron en albergues.
La directora del centro de atención, Silvia Viruega, detalló que de dicha cifra, 167 son perros rescatados con vida y de ellos, 12 formaban parte los binomios que participaron en las labores de búsqueda y rescate. También se atendió a 22 gatos, dos conejos, una iguana y un cotorro, los cuales fueron rescatados en las zonas de derrumbes.
Explicó que entre los padecimientos presentados en los animales estaban hernias diafragmáticas y fracturas provocadas en los derrumbes de los edificios donde vivían o por haber sufrido caídas, a causa del sismo.
Silvia Viruega, informó que desde el primer día de acciones para atender la emergencia, los especialistas de la unidad hospitalaria acudieron a las zonas de desastre con el fin de dar una atención inmediata y primeros auxilios a las mascotas que eran rescatadas en los escombros, que habían sufrido alguna caída o estuvieran extraviadas, como consecuencia del temblor.
Dijo que durante la emergencia, en coordinación con los médicos veterinarios de los Servicios de Salud Pública, se recorrieron cinco albergues, los cuales fueron instalados en sitios cercanos a los puntos de siniestro.
La directora del Hospital señaló que a todos los animales se les aplicaron gotas e hicieron revisiones para detectar heridas y en su caso realizar las curaciones, y fueron canalizados al hospital los que requerían de cirugías o un tratamiento médico de hospitalización.
Una vez atendidos, las mascotas fueron entregados a sus dueños y personas que se identificaron como responsables, algunos continúan internados en recuperación.