En lo que resta del año, no habrá incremento en las tarifas del transporte urbano; en este lapso los empresarios deberán demostrar mejoría en el servicio, como frecuencia en las rutas, evitar “carreritas”, completar los tramos, atención amable al usuario, entre otras asignaturas pendientes.

El secretario general de Gobierno, Enrique Morán Faz, advirtió que si los usuarios no perciben una mejora real en la calidad del servicio, no habrá ajuste tarifario. Dejó en claro que el Gobierno del Estado mantiene el control y rectoría del transporte público y anunció refuerzo en las medidas de vigilancia y supervisión.

Sobre ATUSA, dijo que está por extinguirse, virtud a que con la nueva Ley de Movilidad se transforma el esquema de concesión bajo el que trabaja la agrupación, al Sistema Integrado de Transporte Público Multimodal (SITMA); las concesiones ya no se otorgarán a personas físicas, sino a personas morales, por lo que tendrá que darse la transformación inherente.

Comentó que como resultado de la mesa de diálogo que las autoridades estatales establecieron con la Alianza de Transportistas Urbanos y Suburbanos de Aguascalientes, luego de que los concesionarios solicitaron un aumento en el costo del pasaje, se definieron parámetros muy claros que los dueños de los camiones deberán cumplimentar como condición para autorizarles el incremento.

“Concluimos las pláticas con el compromiso formal de que se van a mejorar inmediatamente algunos factores del servicio; estarán trabajando en la Coordinación Estatal de Movilidad para establecer puntos muy concretos que serán evaluados semana por semana, y una vez que esto suceda y de acuerdo a los términos que establece la Ley de Movilidad, se revisará la situación tarifaria; mientras, no hay la expectativa de que en el corto plazo haya un aumento y mucho menos en la proporción que ellos buscan”.

Comentó que la autoridad tendrá un monitoreo estricto sobre la periodicidad de las rutas, el número de unidades en circulación y la permanencia del servicio durante el día, entre muchos otros aspectos.

Asimismo, sostuvo que el Gobierno del Estado ha sido y seguirá siendo en todo momento respetuoso del estado de derecho; “hemos sido tolerantes, sin embargo este acuerdo logrado demuestra que con seriedad, con trabajo político y diálogo, se pueden lograr los objetivos que se buscan en beneficio de la ciudadanía”, añadió.

A pregunta expresa sobre el paro técnico que llevó a cabo ATUSA el pasado miércoles, el titular de la Seggob dijo que no se pasará por alto este hecho y que se aplicarán las sanciones correspondientes de acuerdo a lo que establece la ley.

Asimismo, descartó algún tipo de subsidio estatal para los concesionarios del transporte urbano, sin embargo, reiteró el compromiso de la actual administración estatal de hacer las gestiones pertinentes ante las autoridades de la nueva administración federal para bajar recursos y destinarlos al fortalecimiento de algunos programas con el fin de mejorar el sistema de transporte en la entidad.