A raíz del asesinato de la universitaria Mara Fernanda Castilla, en Puebla, que se le atribuye al chofer de una compañía de servicios por aplicación, se encendieron los focos de alarma en el país ya que no hay datos concretos de cómo funciona este tipo de empresas.

En Aguascalientes han sido denunciadas públicamente por agrupaciones de taxistas, al considerar que trabajan fuera de la ley y al no haber un control sobre el número de vehículos que operan al amparo de unas siglas, resulta sumamente difícil que pueda existir una vigilancia, ya que ni las mismas autoridades saben la manera en que están.

En Jalisco trataron de indagar directamente, en espera de determinar cuántos son los socios, qué vehículo tiene cada uno, su situación fiscal, si los mismos socios son los que tripulan la unidad o cómo es la contratación de los choferes, si éstos están capacitados para aportar un servicio público y cuáles son los antecedentes de todos los que intervienen en la empresa, entre otros datos necesarios para tener un punto de vista.

De entrada una de las empresas se negó a ser auditada, para ello obtuvo el apoyo de la justicia federal por lo que se detuvo la indagación, lo que no significa que vaya a cancelarse, sólo que están en espera que el juez que autorizó el patrocinio escuche las razones que tiene el gobierno para que tener bajo el marco legal a ese tipo de negocios y considere que por encima de todo está otorgarle plena seguridad y garantías a las y los usuarios.

Es el momento que esta entidad aplique el Código Urbano, que es muy preciso en materia de concesiones para vehículos de alquiler y no espere a que ocurra una desgracia para proceder. Hacerlo no será actuar fuera del marco jurídico ni atentar contra el derecho al trabajo – que es uno de los argumentos que esgrimen quienes invierten y laboran en esas condiciones -, por el contrario, es vigilar que exista igualdad con el gremio de los taxistas, que si éstos son exigidos, vigilados e inspeccionados y deben cumplir con una serie de requisitos no hay razón para permitir que otros estén fuera del orden legal.

Asimismo, es grave que por la blandura oficial con ese tipo de sociedades, la demanda de taxis tradicionales ha caído en 40%, reveló el presidente de Agrupaciones Unidas del Gremio Taxista del Estado de Aguascalientes (AUGTEA), Oscar Romo Delgado.

Aseguró que parte del problema está en la firma que entró sin autorización alguna, lo que al no haber impedimento para que lo haga animó a otros para poner a trabajar vehículos particulares al grado que han creado – de manera camuflada – diez bases, trabajando por la vía del radio taxi, pero envían unidades ilegales, además que han estado “pirateando” a los choferes por lo que los concesionarios batallan para encontrar personal que labore.

Ante la competencia ilegal que enfrentan, Agrupaciones Unidas pondrán en práctica el servicio que puede solicitarse por el teléfono móvil o celular y trabajará con el cobro del taxímetro; será totalmente seguro al saber el usuario qué unidad lo recogerá, el nombre y rostro del chofer y la ruta a seguir.

Lo sucedido a Mara Fernanda Castilla es irreparable, pero debe ser una lección para los gobiernos de las 32 entidades de la República, que sin importar el poder económico que tengan esas empresas están obligadas a ajustarse a lo que dispone la ley y en este sentido deben estar coordinados los tres niveles de gobierno ya que a cada uno compete velar por los intereses ciudadanos. No hacerlo es convertirse en cómplices y ser corresponsables de lo que le suceda a los usuarios.

PIDEN MAYOR APOYO

Mediante un comunicado los obispos de la Provincia de Oaxaca solicitan oración y solidaridad de la sociedad ante la situación que han vivido miles de familias y que aún sigue resistiéndolo por nuevos fenómenos naturales, por lo que es tiempo de demostrar que con un poco de cada uno se pueden atenuar los estragos.

“Estamos viviendo en los estados de Oaxaca, Chiapas y en otras regiones momentos de devastación, angustia y muerte por el reciente terremoto de la noche del pasado 7 de septiembre; también sufrimos la pérdida de vidas y desastres a causa de tormentas y huracanes que devastaron otras regiones del país y de los Estados Unidos”.

Sostienen que la parte más dolorosa son las pérdidas humanas, en estas circunstancias, junto a ellas están también las familias que quedaron sin techo por la pérdida de sus casas y bienes materiales y  “una vez más, constatamos que los más pobres son los más afectados”.

Establecen que los medios de comunicación difunden imágenes e información de lo que alcanzan a ver sus corresponsales, “pero siempre hay poblaciones dañadas que por la lejanía quedan sin cobertura. Estas noticias deben servirnos no sólo para informarnos sino, sobre todo, para crecer en la solidaridad humana, para acercarnos y dar la mano a los que sufren”.

En la exhortación que hacen, los obispos esperan una respuesta generosa de los mexicanos y que frente al dolor “no hagamos distinción de raza, religión, partido, grupo o condición social que impida unirnos en una acción solidaria; actuar de otra manera sería mezquino y reprobable”.

Apuntan que “es el momento de volver no sólo la mirada a Dios sino enderezar la vida toda y de reconciliarnos con el hermano. Con oración, solidaridad, responsabilidad social y llevando a Dios en el corazón, nos pondremos de pie y caminaremos juntos hacia una sociedad más humana y solidaria”.

Por su parte, la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), frente a este escenario pide unirse de manera solidaria, a través de una colecta económica que debe promoverse en las parroquias de cada diócesis del país “para direccionar los apoyos a las distintas comunidades que más los necesitan”.

Para ello, la CEM pone a disposición la cuenta bancaria de Cáritas nacional. BBVA Bancomer a nombre de Cáritas Mexicana I.A.P. Número de cuenta 0123456781, CLABE INTERBANCARIA: 012 180 00123456781 5. Los donativos serán deducibles de impuesto y para solicitar su recibo, deben canalizar los datos fiscales y comprobante de depósito a los teléfonos 01(55)55 631604 y 01(55)55636543.

Ojalá que cada quien aporte lo que esté a su alcance y pueda de esta manera aliviar un poco las fuertes carencias que enfrentan los damnificados, gran parte de ellos perdieron todo quedándose únicamente con lo que llevan puesto. Sin importar el monto de lo que signifique la ayuda, será bienvenida en los centros de acopio que la misma Iglesia ha instalado en las parroquias o si se prefiere pueden hacerlo a la Cruz Roja, al DIF o en otros lugares donde se abrieron espacios para recibir alimentos no perecederos, enlatados, jabón, pañales para niño y adulto y todo aquello que se considere puede ser de utilidad en estos momentos tan difíciles.

MERITORIA MEDIDA

Que el Teatro del Seguro Social tenga “nueva vida” es una acción que bien merece un reconocimiento a la delegación del IMSS, ya que pese al crecimiento poblacional que registra Aguascalientes son pocos los espacios que hay para presentar obras a cargo de compañías locales y nacionales. El anuncio que hizo el titular estatal, Diego Martínez Parra, de la “reactivación y fortalecimiento de eventos culturales en los espacios con los que cuenta” el Instituto permitirá promover entre las familias el gusto por el teatro. Por el momento sólo habrá una obra mensual, pero debe incrementarse conforme prospere el interés de las empresas por presentarse en este lugar, ubicado a un costado del Hospital General de Zona Número Uno (Clínica Uno).Lo único que faltaría es mayor iluminación en la zona, tanto a la entrada como en las partes colaterales, para brindar mayor seguridad a asistentes y actores.

 

¡Participa con tu opinión!