La delegación estatal del IMSS informó que los días 29 y 30 de marzo permanecerán abiertas y en funciones las áreas de Urgencias y de Atención Médica Continua (AMC), de hospitales y de las Unidades de Medicina Familiar (UMF’s) que cuentan con el servicio, y en donde se brindará atención para las personas que lo requieran.

Los pacientes hospitalizados recibirán normalmente los cuidados necesarios para su recuperación; y los servicios de hemodiálisis se practicarán sin interrupción, tanto en el HGZ No. 2, como en la UMAA, por la importancia de estas sesiones para quienes tienen padecimientos renales.

Los días jueves y viernes de Semana Santa están marcados como inhábiles en el calendario institucional, por lo que todas las Unidades de Medicina Familiar (UMF), Hospitales Generales de Zona (HGZ), la Unidad Médica de Atención Ambulatoria (UMAA) y unidades administrativas, permanecerán cerradas. El lunes 2 de abril se reanudarán labores en forma cotidiana.

REMODELAN LABORATORIO. Con una inversión de 2.6 millones de pesos, se remodeló el laboratorio del Hospital General de Zona (HGZ) No. 1, en donde cada año se realizan más de un millón de estudios. Al inaugurar los trabajos, Diego Martínez Parra informó que esta inversión forma parte de un monto total de 152.7 mdp, destinados a mejorar la infraestructura de ese nosocomio.

“Del 2013 a la fecha hemos invertido 152.7 millones de pesos tan sólo en este Hospital, en donde en ese lapso hemos remodelado el área de encamados, cirugía, el Banco de Sangre y este laboratorio; además, este año quedará como nueva el área de encamados de traumatología”, informó el funcionario.

Por su parte, el líder sindical, Arturo Rodríguez López, reconoció que la inversión destinada a este laboratorio y otros proyectos, es producto de la eficiencia en la captación, administración y gestión de recursos por parte de las autoridades de la delegación.

“El laboratorio cuenta hoy con espacios más amplios y funcionales; acabados e instalaciones eléctricas, hidráulicas y sanitarias modernas, así como mobiliario y equipamiento nuevos”.

Al respecto, el jefe de Prestaciones Médicas, Alfonso Martínez Hernández, explicó que gracias a los exigentes procesos licitatorios en la entidad, los equipos adquiridos por el IMSS para este laboratorio permiten realizar más estudios en menos tiempo, garantizar altos estándares en el procesamiento de muestras e incluir estudios sofisticados, como pruebas de función cardiaca y marcadores de sepsis.

“El primero permite prevenir eventos cardiacos y los resultados se obtienen de 6 a 12 horas, cuando antes requerían hasta ocho días. El segundo estudio permite identificar grados superiores de septicemia en 12 horas, contra las 24 que se requerían anteriormente”, añadió el también internista e infectólogo.

¡Participa con tu opinión!