El día de ayer por la tarde se consumó un suicidio más en la ciudad de Aguascalientes, sumando ya 122 casos que se han registrado durante lo que va del año 2017, de acuerdo con datos de la Fiscalía General del Estado.
La persona que tomó tan fatal decisión fue un hombre de 54 años de edad, de nombre Francisco, quien, de acuerdo con lo declarado por la esposa del ahora occiso, tenía varios meses pasando por una crisis depresiva a consecuencia de que se encontraba desempleado y de que un negocio que dirigía había caído en la quiebra.
Los hechos quedaron al descubierto alrededor de las 12:50 del medio día del martes, luego de que un hijo del finado, de nombre Sergio, lo encontrara suspendido del cuello en el patio trasero de un domicilio ubicado sobre la Prolongación Josefa Ortiz de Domínguez, en un coto privado denominado Residencial El Encino, en el céntrico barrio de la capital.
De inmediato, tanto el hijo como la esposa de Francisco descolgaron su cuerpo y solicitaron la presencia de los cuerpos de emergencias, arribando como primer respondiente una unidad de la Policía Preventiva Municipal, así como paramédicos quienes confirmaron que el hombre ya no contaba con signos vitales.
Trascendió que el suicida llevaba varios meses en un severo cuadro de depresión luego de que una empresa que administraba se fue a la banca rota, por lo que permaneció sin trabajo cerca de tres meses y, el día de ayer al medio día, le pidió a su cónyuge que fuera a un establecimiento para comprar alimentos, pero la mujer al regresar se encontró con la terrible noticia del descubrimiento hecho por su hijo.
Finalmente, luego de que se acordonara la zona, arribaron agentes de Homicidios de la PME, el agente del Ministerio Público y peritos forenses quienes se encargaron de recoger el cuerpo para llevarlo a la morgue del Semefo, donde se le practicó la necropsia de ley.

¡Participa con tu opinión!