Para combatir las llamadas telefónicas por parte de una institución financiera para ofrecer una tarjeta de crédito o algún seguro, la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) cuenta con el servicio de Registro Público de Usuarios que obligará a aquéllas a respetar el derecho ciudadano de no ser molestado.

Ignacio Villanueva Chávez, subdelegado de la Condusef, reconoció el trabajo de muchas personas de vender distintos productos financieros vía telefónica, sin embargo, existe un padrón que contiene información personal de los usuarios del Sistema Financiero Mexicano que no desean ser molestados con publicidad y promociones vía telefónica o correo electrónico por parte de las instituciones financieras.

“Desde su creación y hasta la fecha, el REUS ha atendido 545 mil 995 registros; este servicio comienza a ser efectivo a partir de 45 días después de haberse registrado y tiene una vigencia de dos años, pasado este tiempo se da una baja automática, así que si se desea seguir contando con el servicio, hay que comunicarse con la Condusef y actualizar la información”.

El funcionario comentó que todos los datos que se proporcionan son privados y se encuentran seguros. El registro es totalmente gratis y sólo aplica para llamadas publicitarias. Las llamadas de cobranza, de encuestas, sobre política u otras, no están dentro del servicio.

Para registrarse a este padrón, el subdelegado de la Condusef señaló que existen tres modalidades: la personal, que implica acudir a la oficina de atención dentro de los horarios establecidos y solicitar el registro.

Por vía Internet, se visita la página web www.gob.mx/condusef y en la sección de “acciones y programas” se llena la solicitud de registro ante el REUS, con todos los datos que se solicitan. Se podrá registrar un número telefónico fijo y un celular, tanto personal como laboral.

Adicionalmente, se podrá registrar información de dos familiares para que tampoco reciban las llamadas, esto sólo si tienen el mismo número telefónico. Del mismo modo, se pueden escribir los nombres de dos instituciones financieras de las que sí se quiere seguir recibiendo publicidad.

La tercera modalidad es la telefónica y para ello hay que comunicarse al Centro de Atención Telefónica de la Condusef. Se debe llamar desde el número fijo que se va a restringir, solicitarán datos personales y los otros números telefónicos y correo electrónico a registrar.