Staff
Agencia Reforma

CDMX.- Alejandro Fernández se quitó el frío en Querétaro con un vaso de alcohol, aunque en redes sociales, donde circuló un video, lo criticaron porque parece pasado de copas.
“La verdad es que estamos… estaba haciendo un putero de frío”, dijo a los asistentes antes de brindar.
Luego de decir “salud” a la gente, “El Potrillo” se dirige a las gradas para saludar al gobernador Francisco Domínguez.
“Vamos a darle un aplauso al gobernador. Es un chingón”, le expresó mientras le daba un sentido abrazo.
El hijo de Vicente Fernández se presentó durante tres fechas en esa ciudad con localidades agotadas.
“Gcs #queretaro (SIC) por las tres noches espectaculares”, comentó Fernández en su cuenta de Instagram.
Luego, entre el lunes por la noche y el martes en la madrugada, Alejandro pasó una velada acompañado de Francisco “El Gallo” Elizalde.
“En una bohemia con un buen amigo (…) con esas rolitas que llegan hasta el tuétano”, comentó el hermano del fallecido Valentín Elizalde, quien subió a sus redes sociales fotografías del momento.