Por Rubén Torres Cruz | Heraldo Digital

Trabajadores del volante que trabajan por medio de aplicaciones digitales, se manifestaron en contra de la Ley de Movilidad, al considerar exagerados los cobros realizados para su operación.
Durante la mañana de este viernes, decenas de trabajadores de Uber, Taxify y Fiu realizaron un recorrido hasta llegar el centro de la ciudad, provocando que importantes arterias fueran cerradas momentáneamente, en protesta de lo que consideraron abusos de parte de las autoridades estatales.
Las inconformidades de los manifestantes se concentran en lo que aseguran, es información errónea en trámites, el elevado cobro por la operación de cada aplicación, sanciones exageradas para quien trabaje fuera de norma, las cuales llegan hasta los 50 mil pesos, además de hostigamiento de parte de las autoridades, según expresaron.
Los afectados pidieron tregua al gobierno estatal para que puedan seguir trabajando sin enfrentar burocracia en demasía; “Que se pongan en nuestros zapatos, que dejen de ser tan autoritarios y que nos dejen trabajar”, expresó Gabriel Pérez, uno de los choferes inconformes.
Por su parte, el Gobierno del Estado informó que se encuentra abierto para recibir las inquietudes y comentarios de los choferes y las empresas que brindan este servicio, dando facilidades para que los prestadores de este servicio puedan efectuar su registro ya sea por 3, 6 o 12 meses.