La Secretaría de Seguridad Pública Estatal dispuso del traslado a bordo del helicóptero “Águila 1” de dicha corporación policiaca, de un trabajador de una empresa de distribución de gas que sufrió severas quemaduras por lo que debía ser atendido de forma urgente a la ciudad de Guadalajara.
Fue alrededor de las 13:10 horas de ayer cuando la aeronave partió del helipuerto de la SSPE, llevando a Marco Antonio, de 46 años de edad quien la tarde del pasado sábado 9 de septiembre resultó con serias quemaduras a causa de un flamazo registrado mientras abastecía un tanque de gas de un establecimiento de venta de comida, ubicado en la calle Nieto y casi esquina con avenida de la Convención Poniente.
Los hechos se registraron cuando el empleado terminaba de abastecer un tanque estacionario de gas LP, y al bajar para terminar su labor, la boca de la manguera con la que se surte el combustible rozó con la pared del establecimiento y se provocó un chispazo que derivó en un aparatoso flamazo, sufriendo el trabajador abrasiones de segundo grado en el 50% de su superficie corporal, además de lesiones en su sistema respiratorio, las que más ponen en riesgo su vida y que hicieron necesario su urgente tratamiento especializado de tercer nivel, por ello se solicitó el apoyo para su traslado vía aérea.
Fue personal médico del IMSS, apoyados por paramédicos del ISSEA, quienes trasladaron al paciente al helipuerto, desde donde se partió de inmediato hacia el Centro Médico de Occidente ubicado en la ciudad de Guadalajara.