Una joven olvidó a su hermano menor a bordo de un camión urbano, cuando descendió en la zona Centro y se dio cuenta de que éste no se encontraba con ella, por lo que pidió ayuda a policías viales.
Tras implementarse un operativo y luego de varios minutos, finalmente fue localizado el niño de 11 años a bordo de un camión urbano de la Ruta 25, cuando se desplazaba por el Blvd. Juan Pablo II.
Los hechos se registraron poco antes de las 8 de la mañana, cuando un policía vial que se encontraba dando vialidad en la calle Hornedo y esquina con la calle José María Chávez, fue interceptado por una mujer de 19 años quien le pedía ayuda.
La joven identificada como Luz Selene, comentó que minutos antes abordó un camión urbano para llevar a la Escuela Primaria “Francisco Rivero y Gutiérrez” que se ubica en la calle González Saracho, en la zona Centro, a sus dos hermanos de 11 y 9 años.
Sin embargo, al llegar a la parada sólo alcanzaron a bajar ella y el niño de 9 años, percatándose que faltaba su otro consanguíneo, quien al viajar en otro asiento no se dio cuenta de lo anterior.
La joven refirió que el camión urbano era color verde y cubría la Ruta 25, pero que no pudo precisar el número económico.
Debido a ello y siguiendo la ruta que deben seguir los camiones urbanos, se implementó un fuerte operativo por parte de policías viales y fue poco más tarde cuando la patrulla AG0977B2 de la Policía Vial, interceptó sobre el Blvd. Juan Pablo II, a la altura de la Universidad del Valle de México, un camión urbano que coincidía con las características que proporcionó la denunciante.
Una vez que el oficial subió a la unidad, observó que efectivamente en uno de los asientos iba un niño de 11 años sin compañía y al cuestionarle su nombre, se confirmó que se trataba del mismo menor que había sido olvidado por su hermana.