Zedryk Raziel
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El Presidente López Obrador admitió que se inundó el terreno donde se realizan obras de la refinería de Dos Bocas, en Tabasco, pero justificó que se debe a que se está haciendo el relleno.

Aseguró que las obras tienen buen avance.

«Se está informando también de la construcción de la refinería, salieron unas notas hoy que ayer o antier se inundó el terreno, pues si porque se está haciendo el relleno del terreno», comentó en conferencia mañanera.

«Una empresa holandesa está llevando a cabo el trabajo de relleno del terreno y pues es tierra, arena y agua, y si llueve pues todavía le falta altura, están en proceso, falta también la compactación del terreno, pero se está avanzando bastante».

Grupo REFORMA publicó que el terreno donde se proyecta la construcción de la refinería de Dos Bocas en Paraíso, Tabasco, quedó inundado debido a las intensas lluvias que ocasionó este fin de semana el frente frío número 7.

En entrevista con medios locales, Adán Augusto López, Gobernador de Tabasco, informó que a causa de las lluvias los trabajos de la refinería fueron suspendidos por dos días y descartó afectaciones mayores.

Al respecto, la Secretaria de Energía, Rocío Nahle, aseguró que la plataforma para la construcción de la refinería no sufrió daños.