Un día de sangre y sol se vivió en el segundo fin de semana de la verbena abrileña en la Plaza de Toros Monumental.
En la tercera corrida del Serial Taurino San Marcos 2018, partieron plaza con elegancia los matadores Sebastián Castella y Joselito Adame, y a caballo el rejoneador Pablo Hermoso de Mendoza.
En una excepcional tarde de lujo, se lidiaron dos toros de la ganadería de la Estancia y cuatro bureles de la ganadería de Jaral de Peñas, con ímpetu y decisión por parte de los protagonistas del redondel.
La faena que dio inicio con puntualidad, permitió que la concurrencia diera la bienvenida a los toreros, rejoneadores y picadores, quienes con su porte característico, saludaron a los seguidores de la Fiesta Brava.
Al unísono del “¡Ole, ole!”, la concurrencia reconoció la valentía de los matadores y la bravura de los toros, QUE con cada estocada al pesado animal, sin duda hizo hervir la sangre de la afición.