LAS VEGAS (EL UNIVERSAL).- Alejandro Sanz tuvo su noche. Y es que la Academia Latina de la Grabación lo nombró Persona del Año, en un evento en donde fue apapachado por varios amigos cantantes, quienes le rindieron un homenaje este miércoles.
“Es un reconocimiento; es el Grammy más importante que te pueden dar porque no depende de una canción ni de un disco, es un reconocimiento al artista y luego te lo dan de forma unánime, que en los tiempos que corren la unanimidad brilla por su ausencia”, dijo emocionado en entrevista.
“Para mí es un gesto de cariño de la Academia, de mis compañeros, artistas, de los músicos, de los productores que están en la industria”.
En la gala participaron Alejandro Fernández, Jesse & Joy, Juan Luis Guerra, Luis Fonsi, Davis Bisbal, Santiago Cruz, Camila Cabello y Juanes, quienes interpretaron temas de Sanz.
Estas actuaciones fueron una sorpresa para él.
“Es la primera vez en mi vida que participo de un evento que tiene que ver conmigo y que no controlo absolutamente nada”.
Alejandro tiene otro motivo para festejar: el próximo 8 de diciembre sale a la venta el DVD del concierto que este junio realizó en el estadio Vicente Calderón en Madrid, en donde celebró los 20 años del lanzamiento de su disco “Más”, producción más vendida en la historia de la música en España.
En ese concierto, Alejandro invitó al escenario a David Bisbal, Miguel Bosé, Jesse & Joy, Antonio Orozco, Juan Luis Guerra, Pablo Alborán, Vicente Amigo, Laura Pausini, Antonio Carmona y Juanes, quienes cantaron temas como “Aquello que me diste”, “Quisiera ser”, “Corazón partío” y “La Margarita dijo no”.
“Me alegra festejar un disco que para mí fue muy importante, no sólo en récord de ventas y en todo esto, sino musicalmente fue un parteaguas para mí, fue mi primer disco donde yo introducía elementos de mi raíz flamenca y fue un poco reivindicación hacer que sonara en las radios de medio mundo una canción como ‘Corazón partío’, que prácticamente era una rumba; fue algo histórico para mí y fue juntar a todos estos compañeros y hacer un concierto como éste y plasmarlo en un DVD para que la gente se sienta en casa y viva cómo fue esa noche”, explica.
Alejandro Sanz se dice una persona agradecida y sabe que México ha sido fundamental en su carrera.
“¿Qué puedo decir? Tengo una hija medio mexicana, bueno ya más mexicana que otra cosa, tiene el acento tapatío, ya no hay nadie que se lo quite”, expresa.
“Cuando llegué a México venía de Los Ángeles, porque la primera vez que viajé de promoción en mi vida fue de Madrid-Los Ángeles, fue un gran cambio para mí, no conocía a nadie, estaba con una tristeza porque me hacían una entrevista a las 7 de la mañana y luego otra a las 7 de la noche en Los Ángeles y después el resto del día me dejaban solo en el hotel. Luego llegué a México y me recibieron con los brazos abiertos, como uno más, me trataron con un cariño increíble, fue amor a primera vista”.
Sobre qué resume en estos 25 años de carrera, dice: “Me sabe a poco, necesito otros 20 para enterarme a qué sabe”, bromea.

¡Participa con tu opinión!