En un periodo de dos o tres semanas, el Centro Comercial Agropecuario espera un incremento generalizado de precios en frutas, verduras y legumbres, a causa de las intensas lluvias registradas en el campo de Aguascalientes y en el país, aunque el impacto real se conocerá más adelante, informó el presidente del Consejo de Administración, Gerardo Palomino Macías.

Aseveró que hasta la fecha, las ventas han estado bajas y se cuenta con excelentes precios en todos los productos perecederos, ya que existe oferta de alimentos en todo el país, lo cual abarata los precios finales al consumidor.

Sin embargo, la presencia intensa de agua hace que los alimentos no lleguen en las mejores condiciones a los mercados, ya que se propicia que se echen a perder las legumbres; se calcula que un 70% de éstas perecen con rapidez.

“El 30% de las legumbres aguantan más gracias a sus procesos de cultivo en invernaderos”, apuntó.

En entrevista con El Heraldo, el presidente del Centro Comercial Agropecuario aclaró que hasta que salga el sol se podrá determinar el impacto que sufrirán los cultivos del campo tras estas lluvias, ya que en ese momento puede ocurrir que se echen a perder los alimentos cuando hay cambio de agua a calor.

“Las legumbres que más se pueden afectar son los jitomates, lechugas y pepinos; por ahora se desconoce el impacto directo para los productores del campo, y en consecuencia se reflejará dentro de la comercialización de este mercado de abastos”.

Gerardo Palomino Macías aclaró que el Centro Comercial Agropecuario no se quedará sin alimentos de verduras, legumbres, hortalizas y frutas, todas ellas se traerán de aquellos lugares que las dispongan y así se ofrecerán al mercado de Aguascalientes y de la región, aunque se prevé que los precios podrían aumentar al público consumidor.

Por último, mencionó que en el último mes y medio, las ventas de este mercado han estado muy tranquilas, gracias por un lado a la oferta abundante de productos del campo, y por otro lado se ha visto un menor poder adquisitivo de la ciudadanía que ha estado invirtiendo menos en alimentos.

“En este momento, prácticamente todas las legumbres se encuentran baratas y la ciudadanía puede aprovechar en comprarlas, pues en unos veinte días cambiará el panorama al dispararse sus precios”, puntualizó.