Un hombre que padecía de una severa depresión tras haber sido abandonado por su esposa, se suicidó durante el viernes por la madrugada en el poblado de Paso Blanco, municipio de Jesús María.
El hombre que se encontraba aparentemente drogado, se ahorcó en el patio trasero de la vivienda donde vive su ex pareja.
El suicida fue identificado como Ricardo, de 32 años.
Fue el viernes a las 07:10 de la mañana, cuando su esposa lo encontró ahorcado con el lazo de un tendedero, en un pequeño cuarto ubicado en el patio trasero del domicilio y que es utilizado para lavar la ropa.
Al lugar de los hechos arribaron policías preventivos de Jesús María y policías estatales, además de una ambulancia del ISSEA, cuyos paramédicos confirmaron la muerte de esta persona.
A fin de realizar las diligencias correspondientes, más tarde arribaron los agentes del Grupo Homicidios de la PME, personal de la Dirección de Investigación Pericial y el agente del Ministerio Público de Hospitales.
La tragedia tuvo lugar en una vivienda ubicada en la Privada Karol, en el poblado de Paso Blanco, municipio de Jesús María.
Según reveló la esposa del suicida, la señora Rosalba, de 30 años, desde hace cuatro meses decidió abandonar a su esposo Ricardo, debido a los fuertes problemas que tenían, principalmente por la adicción a las drogas de su pareja.
Constantemente, dicho individuo la molestaba y le pedía que regresaran nuevamente a vivir juntos y como ella se negaba, entonces la amenazaba con que se iba a suicidar.
El viernes por la madrugada Ricardo llegó nuevamente al domicilio de Rosalba para pedirle que lo perdonara y regresara a vivir con él, pero como la mujer notó que andaba drogado, lo corrió de la casa.
La mujer se fue a dormir junto con sus dos hijos de 14 y 7 años, siendo por la mañana cuando se levantó que encontró a su ex pareja ahorcado.
Se presume que Ricardo se brincó al domicilio durante la madrugada y luego se dirigió al cuarto de lavado donde concretó su propia muerte.