Setenta mil personas físicas y morales de Aguascalientes se encuentran obligados a migrar a la nueva versión de la factura electrónica 3.3, quienes cuentan sólo con 50 días para comenzar a familiarizarse con esta disposición hacendaria que será la única opción a partir del primero de diciembre próximo, advirtió el administrador de servicios al contribuyente del SAT, Héctor Franco Jiménez.

Por esa razón exhortó a los contribuyentes a no esperar más y comenzar a usar la nueva versión, ya que a nivel nacional se sabe que sólo el 30% de las personas físicas y morales obligadas a utilizarlas lo han hecho, pero todavía el grueso de este segmento se mantiene con el esquema de la facturación electrónica vigente.

Informó que el Servicio de Administración Tributaria no extenderá el plazo establecido para el 30 de noviembre de 2017, lo que significa que a partir del primero de diciembre únicamente serán válidas las facturaciones realizadas dentro de la versión denominada 3.3.

Desde el 2011 a la fecha, en México se han emitido 17 mil millones de facturas, lo que se traduce en 200 facturas por segundo y que redunda en 17 millones por día. Esta es la magnitud del cambio que se vive actualmente con el cambio de la versión 3.3 que ofrece mejoras para el contribuyente y la autoridad.

Para expedir las facturas, dijo que se pueden utilizar las instalaciones que dispone el SAT, ya sea en la página digital de este organismo descentralizado o bien acudir a alguno de los 77 proveedores autorizados a nivel nacional o bien a los talleres en Aguascalientes para familiarizarse con esta nueva facturación electrónica.

Ofrece validaciones que permite precargar información en las declaraciones provisionales y anuales. También incluye reglas de validación como aritméticas para asegurar que las cantidades o información sean las correctas y que no se traduzca en sanciones hacia los contribuyentes.

Finalmente, el administrador de servicio al contribuyente reconoció que la resistencia de las personas físicas y morales en usar la nueva factura responde a que incluye 17 catálogos de productos, donde se debe escoger la opción correcta o la más cercana a su actividad. Para facilitar, en la página del SAT se ofrecen las opciones más comunes.

¡Participa con tu opinión!