El pequeño Santiago Macías Hernández, fue llevado a la pila bautismal de la capilla San Peregrino Laziosi, donde recibió la gracia del bautismo.
Presentes en la ceremonia estuvieron sus papás: Miguel Ángel Macías Ramírez y Adriana Lizbeth Hernández Padilla.
Asimismo, contó con la presencia de sus padrinos: José Luis Hernández y María de Jesús Padilla, quienes se mostraron orgullosos de observar cómo Santiago era bendecido a través del primero de los sacramentos.
Al final, el sacerdote otorgó la bendición al bautizado, así como a sus papás y padrinos, invitándolos a ser buen ejemplo de fe y amor en Cristo, para el pequeño Santiago.

¡Participa con tu opinión!