Con el registro de cinco reportes de presunta venta de sustancias psicoactivas afuera de las escuelas secundarias en este ciclo 2018-2019, el director del IEA, Raúl Silva Perezchica llamó a los padres de familia a no pasar lonches por las bardas o las rejas de los planteles educativos, porque eso propicia que otras personas pasen otros objetos o psicotrópicos a los menores de edad.

Las áreas de comunicación con los estudiantes son las puertas de acceso de las escuelas, además se llama a los papás para que se pongan de acuerdo entre sí y se organicen para recoger a los hijos a la salida o entrada, a fin de desalentar cualquier contacto de los infractores de la ley hacia los estudiantes de primaria o secundaria.

Afuera de las escuelas existe un riesgo de que se acerquen narcomenudistas y ahí se requiere de la colaboración de toda la sociedad para salvaguardar a los menores. Dentro de los planteles educativos se tiene garantizada la seguridad de los estudiantes de preescolar, primaria y secundaria, y si se presenta alguna situación se atiende y se resuelve.

Mencionó que de los cinco reportes, uno de ellos fue confirmado por el secretario de Seguridad Pública del Estado, lo cual ocurrió en escuelas del lado oriente citadino.

Aunque aclaró que las problemáticas son diversas dependiendo de las colonias y de las comunidades urbanas o rurales, motivo por el cual los papás deben colaborar con las instituciones educativas porque afuera de las escuelas, el IEA no puede apoyar, ahí le toca informar a los niños y jóvenes que no se acerquen a extraños, que no acepten negocios ni les compren celulares, drogas ni nada.

El director del Instituto de Educación de Aguascalientes comentó que estas situaciones se suscitan en colonias ubicadas al sureste del municipio capital, así como al oriente y el municipio de Jesús María enfrenta problemáticas de esta índole que requiere de la acción y cuidado por parte de maestros y padres de familia.

Hasta el momento se han registrado cinco reportes de presunto narcomenudeo, los cuales han sido pasados de inmediato a las corporaciones de seguridad pública e incluso el IEA ha ordenado a los papás que no enfrenten a esos infractores de la ley en el exterior, porque el personal capacitado para ir en búsqueda y detenerlos son las autoridades correspondientes.

Es vital que los alumnos y las alumnas no intercambien conversación ni productos con la gente externa a los planteles educativos, sea que estén o no en puestos ambulantes, concluyó.