David Julián Torres Martínez

Durante la madrugada del viernes fueron detenidos tres peligrosos asaltantes, luego de que se registrara un robo violento en una gasolinera ubicada en la zona sur de la ciudad.
Los hampones arribaron a cargar combustible y después amagaron con una pistola tipo escuadra al despachador, a quien despojaron de la cantidad de 350 pesos en efectivo, 50 dólares y un teléfono celular, botín con el que se dieron a la fuga.
Sin embargo, agentes de la Policía Estatal que participaban en ese momento en un operativo, lograron detectar y detener a los sospechosos en el Blvd. José María Chávez, a un costado del Centro Comercial Villasunción.
Los hechos se registraron alrededor de las 03:50 horas del viernes cuando tres sujetos ahora identificados como Pedro, de 24 años -originario de Fresnillo, Zacatecas y quien actualmente vive en el fraccionamiento Villas de Nuestra Señora de la Asunción-, en complicidad con Gustavo Adolfo, de 30 años y Arturo, llegaron a una estación de servicio ubicada en la carretera federal No. 45 Sur, frente a la planta Nissan II, a bordo de un vehículo marca Volkswagen Pointer, color blanco, modelo 2004, con placas de circulación del Estado de México.
Una vez que detuvieron la marcha frente a una bomba de combustible, se acercó un despachador y le solicitaron los delincuentes que les abasteciera combustible, hasta que la bomba marcó 800 pesos.
Luego de esto, el empleado les solicitó el pago correspondiente, pero José Luis sacó una pistola tipo escuadra que llevaba entre las piernas, ordenándole al trabajador que les entregara el dinero que tenía en ese momento, por lo que éste les dio la cantidad de 350 pesos, 50 dólares y su teléfono celular, con lo cual se dieron a la fuga.
En ese momento, el afectado reportó el hecho al servicio de emergencias, lo que generó la movilización de los cuerpos policiacos.
Fueron policías estatales los que minutos después ubicaron el coche sospechoso cuando se desplazaba por el Blvd. José María Chávez, siendo interceptado y sus tres tripulantes detenidos.
Una vez que fueron asegurados, los sometieron a una revisión preventiva, logrando encontrar entre sus pertenencias el dinero, pero no así la pistola ni el teléfono celular.
La víctima del robo fue llevada al lugar del arresto, quién los reconoció plenamente, por ello solicitó que fueran trasladados a las instalaciones de la Fiscalía General del Estado, en el edificio de la Dirección de Atención Especializada, donde se encuentran sujetos a investigación.
Cabe destacar que Pedro cuenta con varias detenciones por faltas administrativas y dos por robo calificado.