Antonio Baranda y Rolando Herrera
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Organizaciones No Gubernamentales (ONGs) rechazaron hacer “bullying” a las instituciones, como acusó el lunes el Presidente Enrique Peña.
Francisco Rivas, director del Observatorio Nacional Ciudadano, consideró que es deber de las asociaciones ciudadanas fungir como contrapeso de la autoridad.
“No es bullying porque no estamos lastimando a nadie. Estamos señalando las fallas que están a la luz de todos. Aun cuando se les señala, no hacen nada; imagínate si callamos, eso nos haría cómplices”, señaló.
Orlando Camacho, de México SOS, coincidió en que es tarea de las organizaciones señalar las áreas donde no se ha cumplido en materia de seguridad.
En tanto, Gabriela Capó, del Instituto para la Seguridad y la Democracia, dijo que hacer observaciones a las autoridades contribuye a construir soluciones.