LOS CABOS, BCS.- Rebecca Jones regresará a los foros la próxima semana, cuando comience la filmación de una telenovela.
Pero podría ser por partida doble, pues también está invitada a integrarse a la serie basada en Cuna de Lobos, icónico melodrama que protagonizó en 1986.
Después de derrotar al cáncer de ovario, a la actriz no le faltan ofertas de personajes y ahora su problema es encontrar tiempo para las dos producciones que la tienen ilusionada.
“Claro que me gustaría (participar en la serie de Cuna de Lobos), he platicado con la productora e igual sí, pero no sé si se pueda porque a lo mejor se cruza con el otro proyecto. La semana que entra empiezo a grabar una novela con Televisa”.
“Va a ser una historia brasileña que se llama ‘Doña Flor y sus Dos Maridos’. Voy a ser Margarita, la mamá de Flor. Ni mala ni buena, será regular”, contó la actriz en entrevista.
La telenovela está basada en el libro homónimo del escritor Jorge Amado, donde el fantasma del primer marido de Flor regresa para complicarle la vida cuando ella vuelve a casarse.
La producción será estelarizada por Ana Serradilla, Joaquín Ferreira y Sergio Mur en los papeles principales.
Jones habla con orgullo de las telenovelas y no entiende la razón de que otras personas del medio ahora quieran llamar series a producciones que en esencia siguen siendo melodramas.
“La gente le tiene miedo a la palabra novela, ya siempre dicen series. Está padrísimo, pero son novelas muy bien escritas. No sé qué pasa, depende de cómo se realicen las cosas. Yo recuerdo Cuna de Lobos en particular”, opinó la actriz.
Antes de meterse a las filmaciones, Jones aprovechó su visita al Festival Internacional de Cine de Los Cabos para disfrutar de la más reciente película de Alfonso Cuarón antes de que llegue a salas de cine y, después, a Netflix.
“Me encanta, pude ver Roma, que tenía muchas ganas de verla y me parece divinamente filmada, me conmovió muchísimo”, expresó. (Mauricio Ángel/Agencia Reforma)