Antes de correr a comprarle a mamá un ramo de rosas o una caja de chocolates para obsequiarle en su día, reflexiona con anticipación qué puedes darle que sea más duradero o que le aporte beneficios.
Expertos en salud aconsejan regalar detalles acordes a su personalidad, edad e intereses; pero si nunca le atinas a los perfumes que le gustan o a su talla de ropa, una opción puede ser darle algo que promueva su bienestar integral, sin que tenga que ser caro ni aburrido.

Peso a raya
No es necesario que ella tenga sobrepeso para llevarla con este especialista, quien le enseñará a comer mejor.
Aunque, si sí hay unos kilitos de más, es importante ponerlos a raya.

Recuerda que la obesidad es uno de los principales factores para desarrollar enfermedades crónicas.
Como diabetes o problemas del corazón.

Si quieres un estímulo extra para decidirte por este regalo, considera que, desde 2017, estas consultas son deducibles de impuestos.

Más vida a su corazón
Caras vemos, corazones no sabemos, versa el refrán. Sin embargo, con estudios médicos sí podemos ver cómo anda este órgano indispensable para vivir.
Así que no lo pienses tanto y regala a mamá un paquete básico de estudios de rutina.

Un estudio básico e importante es para revisar:
+ Triglicéridos
+ Colesterol
+ Glucosa en la sangre

De acuerdo con el Instituto Nacional de Cardiología, la enfermedad de las arterias coronarias es el tipo más común de los males del corazón.
Este padecimiento se presenta cuando el colesterol se acumula en las arterias y puede impedir que el corazón reciba la sangre o el oxígeno que necesita.
Otros estudios que puede incluir el check up para mamá son mastografía y papanicolau, pruebas importantes para detectar a tiempo cáncer de mamá o cervicouterino.

En los últimos 2 años, sólo el 18 por ciento de las mujeres mexicanas de 40 años y más se hizo una mastografía.
El 7 por ciento de las mujeres de 20 a 40 años nunca se ha hecho una prueba de papanicolau.

Bienestar interior
Anima a tu mamá a tomar clases de yoga o meditación. Si ya practica estas actividades, regálale un retiro o una visita a un spa que incluya:
+ Masajes relajantes
+ Clases de diferentes tipos de yoga
+ Faciales
+ Espacios para meditar

Las técnicas para meditar que se basan en la respiración, principalmente, ayudan a regular la actividad cerebral, a tranquilizarse para evitar comportamientos impulsivos y a reflexionar para comprender las emociones y tener una actitud positiva.

¿Otros beneficios?
De acuerdo con un estudio de la Universidad de Columbia, practicar yoga de manera constante ayuda a mejorar la salud de los huesos.

Obsequia aprendizaje
Si tu mamá siempre quiso aprender canto, un nuevo idioma o a tocar un instrumento, nunca es tarde para empezar. Inscríbela en un curso de lenguas extranjeras, en algún taller que ella disfrute, o cómprale una guitarra.

Hay una gran variedad de actividades para elegir:
+ Clases de tejido
+ Manualidades
+ Ajedrez
+ Repostería
+ Computación

ASÍ LO DIJO
“Las actividades que retan al cerebro con un nuevo aprendizaje estimulan y fortalecen las conexiones neuronales que con el tiempo pueden irse deteriorando”.
Daniel Crail, Neuropsiquiatra

Impúlsala a moverse
Otra opción para regalar es una membresía en un gimnasio, una bicicleta o un kit de ropa deportiva idónea para salir a caminar o a correr.
No importa la edad de tu mamá, porque actualmente muchos gimnasios cuentan con clases de ejercicios acordes a cada edad e, incluso, algunos cuentan con alberca para practicar natación.
Estas actividades, llamadas ejercicios aeróbicos -caminar, correr, nadar, andar en bicicleta-, pueden aportar un efecto protector sobre el cerebro, de acuerdo con un estudio de la Clínica Mayo.

¡Participa con tu opinión!