Hace un par de días tuve la oportunidad de ser invitado al inicio de actividades de la RED DE MEDIADORES, CONCILIADORES Y FACILITADORES en Aguascalientes. Dicha asociación, se constituyó gracias a la presencia de 40 mediadores públicos y privados, así como conciliadores laborales y facilitadores penales certificados. Evento en el que la asociación presentó al público en general sus objetivos y decidieron enviar un mensaje claro como gremio organizado para que la sociedad conozca de su labor y las autoridades sientan en ellos un vínculo estratégico para la consecución de sus fines.

Debo comenzar por admitir que en los inicios de mi formación como jurista, personalmente fui un poco escéptico de  la eficacia los medios alternativos de resolución de controversias y no fue hasta que finalizaba mi carrera que quedé fascinado con sus alcances. Fue así que poco a poco he sentido un gran interés por estas herramientas que definitivamente hacen que los conflictos entre la propia sociedad puedan encontrar soluciones más expeditas y pacificas que al mismo tiempo evitan el desgaste judicial ya que muchas veces los diversos problemas requieren una solución rápida que lamentablemente llevaría años si se judicializa.

Felicito a todos los integrantes de la RED ya que como una de sus principales funciones tendrán la difícil pero importante tarea de constituir la ESCUELA ESTATAL DE FUTUROS MEDIADORES en los que además de fungir como centro efectivo de resolución de disputas y como semillero de los próximos promotores de la cultura de paz, será el espacio idóneo para que todos aquellos profesionistas (abogados, psicólogos, educadores o cualquier otro perfil idóneo) se forjen como promotores de la cultura de paz y logren alcanzar las diferentes acreditaciones, certificaciones  y refrendos que se exigen para ser mediador. De igual manera serán sus asociados los encargados de trabajar en la promoción, difusión y comunicación de los denominados MASC (Medios Alternos de Solución de Controversias) en el Estado de Aguascalientes y realizar propuestas a nuestros legisladores para que existan leyes que avalen un correcto ejercicio de la cultura de paz.

Aguascalientes cuenta desde hace unos días con una asociación de mediadores que demostró a la sociedad que el gremio puede unificarse sin importar la clasificación de mediador público o privado y que ese propio gremio se encuentra dispuesto a capacitarse, fortalecerse y más importante aún, dispuesto a predicar con el ejemplo buscando incorporar a más ciudadanos en el maravilloso mundo de los medios alternos de solución de controversia, desdoblando las ventajas significativas de la cultura de paz que además se constituyen en motores de los derechos humanos.

No me queda más que invitar a todos los interesados en conocer más acerca de los beneficios y la función de los mediadores, así como de los propios mecanismos alternativos de resolución de controversias; para que se acerquen a la RED DE MEDIADORES, CONCILIADORES Y FACILITADORES a través de su correo electrónico [email protected] y/o de sus diversas redes sociales. Agradezco el favor de su lectura y les deseo un excelente fin de semana.

Correo: [email protected]

Twitter: @davidrrr