Rolando Herrera
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Al aprobar el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) 2020, la Cámara de Diputados autorizó para el próximo año un monto de 5 mil 372.2 millones de pesos para la rehabilitación de la Base Militar Aérea de Santa Lucía y convertirla en un aeropuerto civil.
De acuerdo con el programa de inversión previsto por la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), el costo total de la obra será de 95 mil 260.4 millones de pesos, por lo que en 2020 solo se ejercería el 5.6 por ciento de toda la inversión.
En el PEF 2020, remitido por Hacienda y avalado por los diputados, la Sedena señaló que en el proyecto ya invirtió en años anteriores 27 mil 494.5 millones de pesos, pese a que los trabajos para el aeropuerto civil en Santa Lucía comenzaron hasta este año tras resolverse una serie de amparos que habían detenido las obras.
Es probable que la Sedena esté contabilizando parte de la inversión que ha realizado para reubicar las instalaciones militares de ese complejo, lo que implica trasladar parte de sus operaciones a Zapopan, Jalisco.
Indicó que el proyecto Construcción de un Aeropuerto Mixto civil/militar con categoría internacional en la Base Aérea Militar No. 1, en Santa Lucía, Estado de México, su interconexión con el Aeropuerto Intencional de la Ciudad de México (AICM) y la reubicación de las instalaciones militares busca reducir la saturación del actual aeropuerto capitalino.
«Brindando atención en el mediano y largo plazo a la demanda por servicios aeroportuarios (pasajeros y carga) y fortaleciendo la conectividad del Sistema Aeroportuario Nacional», precisó sobre la denominada Construcción del Aeropuerto Internacional de Santa Lucía.
La Base Aérea, detalló, formará parte del llamado Sistema Aeroportuario Metropolitano (SAM), que además está integrado por el AICM y el Aeropuerto Internacional de Toluca (AIT).
Además de los trabajos de obra pública que se harán en el aeródromo militar, la Sedena también tiene contemplado la realización de estudios de preinversión para analizar los sistemas de transporte que podrían enlazar los tres aeropuerto del SAM.
Entre las propuesta que se están analizando es la extensión del Sistema de Mexibús, de esta forma se enlazaría la terminal Ojo de Agua a Santa Lucía, un recorrido de 13.3 kilómetros, aproximadamente; la terminal Mexipuerto Ciudad Azteca se conectaría con el AICM, una longitud de cerca de 14 kilómetros.
También se piensa en la extensión de la Línea 4 del Sistema Mexibús que está en construcción, conectado la terminal Tecámac a Santa Lucía, un recorrido de 17.2 kilómetros.
En el caso de Toluca, se analiza conectar el aeropuerto de esa localidad con la estación Tecnológico del Tren Interurbano México-Toluca, un recorrido de cerca de 8.7 kilómetros.
«Para lo cual se solicitan los siguientes estudios: análisis, diagnóstico y caracterización de la situación actual del transporte terrestre e identificación de la problemática de las zonas de estudio. Cuantificación de la demanda de transporte terrestre de la zona de estudio. Diseño y selección de alternativas de rutas en las zonas de estudio. Impacto Ambiental, Social y Urbano. Modelado de Información (BIM)», indicó.
Para los estudios de preinversión se tiene contemplado un gasto de 37.8 millones de pesos, de los cuales se han ejercido 24.9 y, pese que para el próximo año se había estimado un flujo de 12.9 millones de pesos, no se solicitó su aprobación.