Rolando Chacón
Agencia Reforma

SALTILLO, Coahuila 8-Jun.- Mientras el llamado Frente por la Dignidad de Coahuila prepara la impugnación de los comicios en la entidad, la presidenta del Instituto Estatal Electoral, Gabriela de León Farías, aseguró que no hay condiciones para anular la elección.
De León Farías afirmó que no existe un cúmulo de paquetes abiertos ni manipulados antes del cómputo, como denunció la Oposición, además de que se contó “voto por voto” en más del 90 por ciento de las casillas.
“Nosotros no vemos las condiciones porque no se ha quebrantado el principio de certeza, fuimos este órgano electoral muy responsable al salir a decir que no había resultados contundentes porque no teníamos los datos para proclamar un ganador en el momento del domingo”, dijo.
“Creo que hemos actuado con mucha responsabilidad, también procedimos al recuento total de los votos y de las casillas. Estoy consciente que hubo situaciones con el llenado de las actas de escrutinio y cómputo, pero bueno, tenemos los votos y lo que estamos haciendo es computarlos y contar voto por voto, paquete por paquete”.
Afirmó que no hay condiciones para anular la elección, como amagó con solicitar ante tribunales electorales el candidato panista Guillermo Anaya con el respaldo del Frente.
“No, no, no, (hay condiciones de anulación), pues se hizo el recuento del 93 por ciento de los paquetes electorales, prácticamente contamos voto por voto, casilla por casilla, paquete por paquete, y esto de conformidad con los partidos políticos. Todas las dudas se despejan en el cómputo”.
El miércoles el PAN mostró videos y fotografías de bodegas abiertas y paquetes violados antes de iniciar el conteo, pero la Presidenta del Instituto rechazó tal versión.