Más del treinta por ciento de los condóminos, renteros y tianguistas del Centro Comercial Agropecuario fomentan y practican la anarquía dentro de este mercado, quienes se niegan a cualquier regulación, y por esa razón entra el Gobierno capitalino a propiedad privada para ejercer el orden y restablecer la ley en este espacio abierto a la ciudadanía.

Al informar lo anterior, el presidente del Consejo de Administración, Gerardo Palomino Macías, aseveró que por los intereses personales de comerciantes, normalmente renteros de bodegas o de piedras del tianguis, rentan calles o espacios que son áreas comunes o bien que forman parte de sus compañeros vecinos, quienes serán multados de acuerdo al Código Municipal.

“La presidencia de este Centro Comercial Agropecuario ya firmó el convenio de colaboración con la alcaldesa Teresa Jiménez, para que acceda sin límites y haga su trabajo para establecer el orden, porque este Consejo de Administración no cuenta con la norma jurídica para hacerlo por sí solo”, señaló.

Agregó que los condóminos que se resisten a este trabajo coordinado con el Municipio son precisamente aquellos que infringen la ley y abusan de sus compañeros comerciantes y de todo el Centro Comercial, ya que meten muchos vehículos frente a sus bodegas y en otros lugares que no les pertenecen y que están destinados para los clientes.

“Los anarquistas sólo buscan allegarse más dinero, sin importarle nadie más. Y esta práctica la realizan los renteros de las bodegas, donde lamentablemente muchos dueños han hecho caso omiso de sus propiedades”, comentó.

Luego, confirmó la aportación por la cantidad de 5 millones de pesos que destinará la Presidencia Municipal de Aguascalientes para la obra de repavimentación con asfalto de todo este mercado, aunque la inversión de la modernización superará los 10 millones de pesos.

Asimismo, señaló que ya se firmó el convenio de colaboración con la alcaldesa capitalina Teresa Jiménez, y esto implica que todas las dependencias podrán entrar a todos los sectores: vialidad, seguridad, mercados y reglamentos, así como protección civil, a fin de que pongan orden dentro de este condominio.

“Hoy en día, el deterioro del pavimento es completo porque a través de los años no se le dio mantenimiento al piso por parte de las anteriores administraciones, por eso ahora se construirá totalmente nuevo con un grosor de siete centímetros y se cuidará que se utilicen materiales de calidad”, puntualizó.