César Martínez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Los miles de migrantes que han llegado a la Ciudad de México rebasaron las previsiones de las autoridades capitalinas, al menos en lo que se refiere a alojamiento.
Aunque ya fueron instaladas cuatro carpas, dos que podrían albergar a mil personas cada una y otras dos más pequeñas, cientos de centroamericanos descansan sobre el pasto del estadio Jesús Martínez “Palillo” o en las gradas de concreto.
Ante esta situación, se inició la instalación de una quinta megacarpa, aunque los trabajadores dudaron terminar antes de las 24:00 horas.
Según la Secretaría de Gobierno local, a las 15:00 horas sumaban 2 mil 900 migrantes albergados en Ciudad Deportiva, pero los centroamericanos siguieron llegando.