Los Rayos del Necaxa cayeron esta noche por la mínima diferencia en su visita al Estadio Akron frente a Chivas. El único gol fue anotado por Ángel Zaldívar desde la vía del penal.
Marcelo Michel salió con Hugo González; Brayan Beckeles, Leobardo López, Ventura Alvarado, Felipe Gallegos; Rubén González, Luis Pérez, Dieter Villalpando; Daniel Álvarez, Facundo Castro y Víctor Dávila.
El partido arrancó bajo un ritmo intenso, con los jugadores entregándose y buscando establecer su estilo sobre el terreno de juego. De inicio, parecía que los dos equipos iban a brindar un espectáculo por su estilo de juego, sin embargo, de a poco el ritmo de juego fue decayendo y los intentos en las áreas cesaron.
Chivas encontró un penal tras un supuesto empujón de Leobardo López en el área que el silbante consideró como falta y señaló penal para el conjunto local. Ángel Zaldívar se encargó de ejecutar a la izquierda y aunque Hugo González estuvo cerca de atajar, no llegó al esférico y la oncena tapatía se fue al frente en el marcador.
Necaxa intentó responder y empezó a tener la pelota en mitad de cancha. Dieter Villalpando tuvo la más peligrosa para el equipo de Aguascalientes luego de que sacara un tiro potente desde fuera del área pero el impacto salió apenas por un lado de la cabaña del rebaño y así llegó el descanso.
Para el complemento, el estratega de Necaxa mandó a Brian Fernández y Sebastián Córdova, quienes tomaron los lugares de Facundo Castro y Luis Pérez, respectivamente. Con esto, el equipo fue más ofensivo y logró generar más llegadas.
Una buena jugada de Fernández por la izquierda provocó que Dávila se hiciera de una pelota en territorio enemigo y aunque no logró controlar de la mejor manera, logró impactar de volea pero el tiro se fue por encima.
Víctor Dávila se quedó cerca de igualar los cartones cuando recibió un balón en el área, se sacó la marca de dos rivales y disparó de derecha ante la salida del arquero, no obstante, el balón pegó en la red posterior y la oportunidad se esfumó.
Martín Barragán entró por Daniel Álvarez al minuto 73 y se ubicó como centro delantero para otorgarle mayor libertad al chileno Dávila. Con esto, los espacios y la generación de futbol fueron mayores para el cuadro hidrocálido.
Ya en la recta final del partido, Brian Fernández tuvo la última ocasión para empatar luego de un desborde por la derecha de Víctor Dávila, éste le sirvió el balón en el borde del área a Fernández, el argentino impactó de primera pero para su mala fortuna, el tiro salió directo a las manos de Jiménez.
De esta forma, los Rayos no lograron recuperarse y ahora se concentrarán en su rival en turno, los Tigres de la UANL, a quienes recibirán el próximo sábado 25 de agosto en Aguascalientes.