Por FRANCISCO VARGAS M.

En lo que es la recta final de la Temporada de Novilladas 2019 de la Plaza San Marcos, la empresa Espectáculos Taurinos de México anuncia para el séptimo festejo un cartel interesante y atractivo, mismo que conforman los jóvenes aguascalentenses Rafael Reynoso y José Miguel Arellano, así como el extremeño Carlos Domínguez, quienes harán el paseíllo en punto de las 18:00 horas para pasaportar un encierro de la ganadería de Huichapan.
Rafael Reynoso se presenta en esta temporada y viene con el firme objetivo de triunfar, llegando a este importante compromiso, así lo dijo a este diario en un momento de tranquilidad espiritual como persona y torero. Seguramente Reynoso saldrá a disfrutar del toreo y en busca de una tarde exitosa que le dé el pase a la novillada de triunfadores.
José Miguel Arellano repite en esta temporada después de su buena actuación que tuvo en la tercera novillada, que se celebró el pasado domingo 17 de marzo, en dicho coso centenario, donde cuajó dos lucidas faenas a sus novillos “Campanero” y “Faraón”, de la propia ganadería de Huichapan, saliendo al tercio en el primero y escuchando ovación en el segundo. José Miguel no dejará escapar esta nueva oportunidad y de ser certero con la espada, todo indica que conquistará premios.
Carlos Domínguez, quien nació en Badajoz, alumno de la propia escuela taurina de su ciudad natal, se presenta con buenas tarjetas credenciales ante la conocedora afición aguascalentense, ya que ha conquistado reconocidos certámenes como el VI de la Diputación de Badajoz, entre muchos más. El extremeño saldrá a demostrar el porqué de sus triunfos en España como aprovechar esta gran oportunidad de participar en esta reconocida temporada de novilladas.
La materia prima será de la ganadería de Huichapan, propiedad del licenciado Adolfo Lugo Verduzco, quien envía su segundo encierro en esta temporada, y en esta ocasión los novillos que saldrán a poner en alto los colores de su divisa oro y azul marino son los siguientes:
El número 3, cárdeno claro bragado, cornivuelto, con 384 kilos; número14, cárdeno bragado, paliabierto, con 448 kilos; el número 11, negro bragado, veleto, con 451 kilos; número 23, negro bragado, paliabierto, con 438 kilos; número 19, negro entrepelado y bragado, delantero, con 412 kilos; y el número 6, negro bragado, delantero, con 421 kilos. El peso promedio del encierro es de 426 kilos.
Se encuentra todo listo para disfrutar de otra gran tarde en la Plaza San Marcos, en la cual como siempre se confirmará que: “La grandeza del toreo es la bella creación del arte, en donde se pone en juego la existencia de la vida sobre la muerte”. (pacovargas_@hotmail.com)