David Julián Torres Martínez

De nueva cuenta la imprudencia de un automovilista por querer ganarle el paso al tren provocó un aparatoso percance, ahora en el municipio de Pabellón de Arteaga.
El saldo fue de dos menores de edad lesionados de gravedad, quienes se encuentran bajo observación en el Hospital General de Pabellón de Arteaga, lugar a donde fueron trasladados a recibir atención médica.
Quienes resultaron lesionados fueron identificados como J. Josafat, de 17 años, quien era el conductor del automóvil accidentado, mismo que era acompañado de su pequeña hermana de nombre Samaria Guadalupe, de 11 años.
El accidente automovilístico se registró el viernes aproximadamente a las 14:50 de la tarde, en la calle Gertrudis Ramos Becerra y cruce con las vías del FF.CC. que se ubican a la altura de la calle Niño Artillero, en el fraccionamiento Francisco Villa, en el municipio de Pabellón de Arteaga, Aguascalientes.
Los jovencitos accidentados viajaban al momento de los hechos en un coche marca Ford Figo, modelo 2016, color blanco, con placas de Aguascalientes y se dirigían hacia el estado de Zacatecas.
Se estableció que cuando el auto Ford Figo circulaba de oriente a poniente por la calle Niño Artillero, al llegar a la altura del cruce de las vías férreas que se ubican sobre la calle José Gertrudis Ramos Becerra, se encontró al paso de la locomotora No. 4520 de la empresa Ferromex, que remolcaba un convoy de 40 vagones de carga.
El tren carguero era dirigido por el maquinista de nombre Juan Gabriel y le acompañaban el operador identificado como Guillermo y el garrotero de nombre José Armando.
Este vehículo ferroviario se dirigía al poblado de Felipe Pescador, en el estado de Zacatecas, por lo que se desplazaba por las vías del FF.CC. en dirección de sur a norte.
Aunque el conductor J. Josafat se percató de la presencia del tren carguero, en lugar de detener la marcha, aceleró en un intento de ganarle el paso pero sin lograrlo, lo que provocó que fuera impactado brutalmente el coche Ford Figo en el costado frontal derecho por la máquina de Ferromex.
Debido al brutal impacto, la unidad automotriz en la que viajaban los dos hermanos fue arrastrada cerca de 300 metros, hasta que logró parar por completo el ferrocarril.
Al lugar del accidente arribaron oficiales de la Policía Preventiva de Pabellón de Arteaga en la unidad AG050, que confirmaron el percance, por lo que solicitaron la presencia de unidades de rescate.
Entre los mismos policías preventivos de Pabellón de Arteaga y personal de Protección Civil, lograron rescatar a los dos lesionados que quedaron atrapados en el interior del destrozado automóvil, para después ser trasladados en la ambulancia ECO-333 del ISSEA a recibir atención médica al Hospital General de Pabellón de Arteaga donde se encuentran bajo observación.

¡Participa con tu opinión!