Gonzalo Soto
Agencia Reforma

Para llenar un tanque de gasolina el 1 de enero de 2017, se requerirán al menos dos salarios diarios de trabajadores del sector privado, según un ejercicio realizado por Grupo REFORMA.
Por ejemplo, el dueño de un Nissan Versa en la Ciudad de México actualmente gasta alrededor de 573.1 pesos para llenar desde cero el tanque de su vehículo con gasolina magna, monto que representa 1.8 veces el salario promedio diario de cotización.
No obstante, a partir de enero su gasto será de aproximadamente 675.5 pesos, 2.1 veces más que el salario promedio diario de cotización.
La situación financiera para ese conductor se complica si acostumbra a llenar su vehículo con gasolina premium, pues pasará de gastar unos 607 pesos para llenar el tanque a 738 pesos aproximadamente, que representan 2.3 veces el salario promedio diario.
Los conductores que manejan camionetas o vehículos con más capacidad de tanque de gasolina y mayor consumo por kilómetro recorrido estarán en una situación todavía más complicada.
El dueño de una Honda CRV, una de las SUV más populares en México, llena el tanque con unos 810 pesos de gasolina magna u 859 pesos de premium.
Sin embargo, con el gasolinazo anunciado por el Gobierno federal el gasto se elevará hasta uno 962 pesos en el caso de la magna o de mil 67 pesos si decide consumir gasolina premium, esto a partir del 1 de enero de 2017.
El costo de la gasolina premium para llenar el tanque de la CRV significa 3.3 veces el salario promedio diario de un trabajador.
En cualquier caso, la cuesta de enero se ha vuelto aún más elevada con el incremento de la gasolina e impactará en la inflación general el resto del año.
De acuerdo con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y la Comisión Reguladora de Energía (CRE), a partir del 1 de enero próximo y por lo menos hasta el 3 de febrero, los precios máximos promedio para las gasolinas a nivel nacional serán de 15.99 pesos por litro para la Magna; 17.79, para la Premium; y de 17.05, para el diesel.
Estos precios máximos representan incrementos para la Magna, la Premium y el diesel de 14.2 por ciento, 20.1 por ciento y 16.5 por ciento, respectivamente.
No obstante, en algunas regiones y ciudades del País el precio de las gasolinas será mucho mayor al promedio señalado por Hacienda, pues en algunos casos el precio de la gasolina Premium llegará hasta los 18.40 pesos por litro.
Los habitantes de la Ciudad de México, Monterrey y Guadalajara están entre los que cargarán con un mayor precio de los combustibles el próximo año.