Alista la delegación de la Profeco el operativo de vigilancia que pondrá en marcha con motivo del Festival de las Calaveras y el Tianguis de los Muertos, anunció su titular, Rodrigo Iván Infante de Alba Dávila. Detalló que las acciones se extenderán también a dulcerías, tiendas de disfraces, así como a tiendas departamentales y de autoservicio para evitar abusos a los consumidores.
El funcionario federal recalcó que en próximos días dará la orden a los verificadores de la dependencia para que cubran y vigilen el comportamiento comercial, en el Festival de las Calaveras así como en el Tianguis de los Muertos, donde exigirán a los proveedores que tengan debidamente exhibidos los precios de los productos que estén comercializando.
Infante de Alba Dávila subrayó que en caso de detectar algún comportamiento irregular, los verificadores contarán con preciadores para que los comerciantes tengan los precios a la vista del público y los consumidores no se lleven alguna sorpresa.
Dicha vigilancia de los precios, recalcó, se extenderá también a tiendas de disfraces, dulcerías, tiendas de autoservicio y departamentales, para evitar abusos dada la demanda de productos alusivos al Día de Muertos.
El representante de la Profeco recordó que la ley prevé sanciones para aquellos comerciantes que cometan abusos durante esta temporada.
“Las sanciones están previstas en la Ley Federal de Protección al Consumidor en el capítulo 14, y van desde los 444.33 pesos hasta 1 millón 421 mil pesos, según la gravedad de la conducta y la capacidad económica del proveedor”.
Finalmente, el representante de la Profeco en la entidad hizo un llamado a la población a denunciar cualquier situación irregular en caso de detectar que algún comercio se quiera pasar de “vivo” en esta temporada.

¡Participa con tu opinión!