Ayer, en sesión de la Diputación Permanente, Mayela Macías Alvarado, presentó un Punto de Acuerdo mediante el cual exhorta al Ayuntamiento de Aguascalientes a que brinde de manera gratuita, el servicio de grúa cuando se registre un incidente vial en el que estén involucrados particulares.

Indicó que su propuesta busca apoyar a ciudadanos que se ven afectados por las consecuencias de un choque vehicular, pues “aparte de que ya sufrieron desperfectos sus unidades, todavía tienen que desembolsar una cantidad de dinero considerable para pagar el servicio de arrastre con empresas privadas”.

Expuso que hay un promedio de siete percances viales diarios, y que el uso per cápita del vehículo en la entidad de es de uno por cada tres habitantes; la circulación de automóviles es alta en el estado, principalmente en la ciudad capital.

En ese sentido, solicitó el apoyo de la autoridad municipal para auxiliar a la ciudadanía que se ve involucrada en este tipo de incidentes, que tienen consecuencias catastróficas para una persona o una familia; además de la afectación a la salud, de resultar lesionados, casi siempre el impacto en el patrimonio es grave.

Mencionó que pasada la emergencia, generalmente al día siguiente o unos días después los afectados se presentan en la Dirección de Tránsito Municipal, donde se les hace saber que incurrieron en alguna infracción y deben pagar la multa, se les solicita la documentación que acredite la propiedad de su vehículo para proceder a la devolución, y se les pasa con las empresas particulares para que paguen el servicio de arrastre.

Cuestionó el que dentro del mismo recinto público, se encuentran escritorios de las empresas privadas de grúas, por cierto sin que se tengan a la vista, como marca la Ley Federal de Protección al Consumidor, las tarifas aplicables.

Estas empresas sistemáticamente cobran más de mil pesos, pues de cajón incluyen el concepto denominado “maniobras”, aunque sabemos que es raro que tengan que realizarlas.

Si el afectado logra convencerlos, la cuenta queda aproximadamente en 700 pesos, lo cual es el doble de un servicio normal, cuando no media accidente, en que se acostumbra cobrar de 250 a 350 pesos.

“Las empresas de grúas están lucrando con el dolor ajeno; si el servicio de ambulancia se presta en forma gratuita, por tratarse de una emergencia, las grúas deberían hacerlo también”, subrayó.

¡Participa con tu opinión!