Recurrirán al amparo para defender el Bosque de Cobos. El ambientalista Gerardo Ortega de León, adelantó que en caso de que se autorice la construcción de un desarrollo habitacional de 14 mil viviendas en esta área natural, se tramitará un amparo con la intención de obtener la suspensión provisional del proyecto.
Indicó que antecedentes jurídicos existen en el ámbito local, pues fue por medio de un amparo como se logro frenar la urbanización de un predio ubicado en el Ojocaliente, por lo que los promotores de este trámite legal esperan que no sea la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), sino el Poder Judicial, la instancia que defina el futuro de Bosque de Cobos.
Gerardo Ortega refirió que la urbanización de esta área natural traería efectos negativos para Aguascalientes en cuestiones ambientales, ecológicas e hídricas, por lo cual de tener que recurrir a la figura del amparo, se espera que la autoridad judicial otorgue privilegio al bienestar común por encima del individual o empresarial.
En este sentido, comentó que este proyecto habitacional traería perjuicios, como la devastación de la flora del lugar, lo cual terminará por afectar también a la fauna, siendo que ambas son muy ricas en la zona, pues en el lugar confluyen tres cuencas: la de Cobos, Parga y San Francisco.
Finalmente, el ecologista destacó que este proyecto va a generar la descarga de aguas negras, lo cual sin la estructura de drenaje y plantas tratadoras necesarias, va a significar un riesgo en materia ambiental, pues podrían contaminarse las tres cuencas que confluyen en este lugar, y esto podría implicar un riesgo para la salud de la población.

¡Participa con tu opinión!