Claudia Guerrero
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El Presidente Andrés Manuel López Obrador defendió la decisión de liberar a Ovidio Guzmán, hijo de Joaquín «El Chapo» Guzmán, para impedir acciones del crimen contra la población, ya que, a su juicio, la vida está por encima de la ley.

Al ser cuestionado sobre su responsabilidad por los hechos que derivaron del fallido operativo en Culiacán, Sinaloa, para detener a Ovidio Guzmán, López Obrador aseguró que se actuó así por una cuestión de justicia y está dispuesto a argumentarlo si se señala un delito.

«Si se considera que se cometió un ilícito de mi parte que se proceda legalmente, yo voy a argumentar por qué lo hice, yo pienso que por encima de las leyes está la vida humana», aseguró en su conferencia de prensa matutina.

«Y, repito, no es un asunto de tipo legal, jurídico, es un asunto que no tiene que ver con el derecho, tiene que ver con la justicia».