Un contumaz ladrón que se había convertido en la pesadilla de los habitantes del municipio de Calvillo, debido a la gran cantidad de robos que se le atribuían, fue finalmente detenido.
El pasado domingo por la noche se le sorprendió cometiendo un robo a una ferretería ubicada en la calle 5 de Mayo, en la zona centro del municipio de Calvillo.
Fueron elementos de la Policía Municipal de ese municipio quienes llevaron a cabo la detención de Pedro Alejandro, de 22 años de edad, a quien le aseguraron unas cizallas, dos rotomartillos, un juego de herramientas, un paquete conteniendo 10 focos y 300 pesos en efectivo.
Los vecinos de la zona se percataron del momento en que se estaba consumando el despojo, por lo que ante el oportuno reporte los uniformados lograron detener al joven ladrón, a pesar de que intentó darse a la fuga corriendo cuando se percató de su presencia.
El detenido junto con los objetos recuperados fueron puestos a disposición del agente del Ministerio Público.