Abel Barajas y Víctor Fuentes
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El Pleno de Circuito en Materia Penal de la Ciudad de México aclaró que los delincuentes sentenciados en el anterior sistema de justicia pueden pedir su libertad anticipada.
Esto gracias a las reglas de la nueva Ley Nacional de Ejecución Penal, cuyos beneficios podrán tramitar alrededor de 50 mil reos del País.
Por nueve votos contra uno, los Magistrados federales aprobaron que un sentenciado pueda pedir este beneficio, vigente desde junio de 2016, sin importar si la condena se impuso bajo el nuevo sistema acusatorio o con el anterior sistema inquisitorio.
La jurisprudencia del Pleno será obligatoria para los 5 juzgados de Distrito Especializados en Ejecución de Penas en la Ciudad de México, los cuales tienen jurisdicción en todo el territorio nacional para unos 22 mil reos federales y más de 27 mil delincuentes del fuero común.

¡Participa con tu opinión!