A pesar de que Necaxa suma seis puntos de nueve posibles y ha dejado buenas sensaciones dentro del terreno de juego, la afición de Aguascalientes no se ha presentado como se esperaba en las tribunas del Estadio Victoria, ya que en los dos encuentros de liga que han jugado en casa la entrada ha sido pobre, y en las dos ocasiones han sido de las peores dos asistencias en toda la liga.
El técnico de los Rayos, Marcelo Michel Leaño, ha comentado en varias ocasiones que la afición es importante para el club, además de que ha invitado a la gente a ir al estadio prometiendo un “equipo con vida” y prometiendo que “Necaxa nunca va a especular y menos en casa”. Sin embargo, estas declaraciones no han ayudado para que la hinchada se haga presente en las gradas.
En el primer encuentro ante América, el Victoria registró una entrada de 16 mil 450 personas, que por muy poco fue la peor entrada de la jornada inaugural del campeonato, algo bastante raro ya que se esperaba un lleno total por tratarse del América y del primer encuentro de la temporada. Para el partido ante los Lobos Buap, las cosas no mejoraron, pues el jugar el sábado a las 17:00 horas y sumado a que el rival no era tan llamativo, la entrada fue muy pobre, registrando solamente 8 mil 734 personas en las tribunas, esta entrada sólo superó a la del Veracruz vs. Morelia que presentó 7 mil 523 aficionados en el encuentro.
Por si fuera poco, en el encuentro de Copa Mx ante Tampico Madero sólo 5 mil aficionados asistieron al partido, en otra pésima entrada para Necaxa. Se espera que con el buen paso del equipo, la afición regrese al estadio y haga pesar el Victoria que busca ser una fortaleza para Necaxa.