Verónica Ayala
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- En medio de la euforia por la Final Regia entre Rayados y Tigres, el Diputado federal sin partido, Daniel Torres, presentó una iniciativa de reforma a la Ley General de Cultura Física y Deporte para elevar las multas a quienes cometan actos de violencia en los estadios.
La propuesta plantea incrementar los montos de las multas, para quienes lancen objetos contundentes que generen un riesgo, se establecen de 30 a 90 días de salario mínimo, es decir, de 2 mil 191.2 a 6 mil 573.6 pesos.
Para quienes ingresen sin autorización a los terrenos de juego y agreden o causen daños materiales, la multa planteada es de 90 a 150 días de salario mínimo, equivalente a 6 mil 573.6 pesos a 10 mil 956 pesos.
Mientras que para quienes participen activamente en riñas, la sanción será de 100 a 180 días de multa, es decir, de 7 mil 304 a 13 mil 147.2 pesos.
Además de las sanciones de prisión ya contempladas actualmente en la normativa, la iniciativa establece que en caso de reincidencia, la multa será de 100 a 200 salarios, hasta 14 mil 608 pesos.
El legislador por Nuevo León explicó que al reforzar las multas para castigar este tipo de actos se busca concientizar a la ciudadanía al respecto y garantizar la seguridad de los asistentes a este tipo de espectáculos deportivos.
“La seguridad en los estadios es responsabilidad de la autoridad”, manifestó. “La sociedad tiene que entender que si participa en actos de violencia será sancionado y la multa será costosa, esto genera conciencia al aplicar estas multas.
“Hoy en día con una multa administrativa de 400 pesos en casi toda la República no genera conciencia y los hechos han sido lamentables en varios estadios”.
Añadió que en Nuevo León ya se contemplan sanciones severas, multas de 7 mil a 14 mil pesos a quien genere o participe en actos de violencia al interior de los estadios y en alrededores, sanciones de 1 a 4 años de prisión de prisión, y multas conmutables a trabajo comunitario.

¡Participa con tu opinión!