Alrededor de doscientos taxistas agrupados en la AUGTEA se manifestaron ayer pacíficamente al transitar por varias avenidas principales de esta ciudad de Aguascalientes para exigir al Gobierno del Estado frenar la operación de todas las aplicaciones digitales –piratas- y que ponen en riesgo la seguridad de los pasajeros, así como del gremio de los trabajadores del volante.

Desde las nueve de la mañana se concentraron en el Teatro Aguascalientes para salir el contingente de taxis por el segundo anillo y continuaron por la avenida Héroe de Nacozari hasta la avenida Madero, donde siempre circularon por el carril derecho, sin entorpecer el flujo de los otros vehículos, y durante casi dos horas estuvieron estacionados al frente de Palacio de Gobierno hasta que fueron atendidos por la Coordinación de Movilidad.

En el marco del Día Internacional en Contra de las Aplicaciones Digitales Piratas, el dirigente de Agrupaciones Unidas del Gremio Taxista del Estado, Óscar Romo Delgado, presentó al Gobierno del Estado un documento que incluye una iniciativa de ley para que haya piso parejo para los taxistas.

Indicó que las plataformas digitales provienen en su mayoría del extranjero y se sabe que cuando menos el 35% de los recursos que se manejan ahí se van a otros países y aquí no genera desarrollo económico ni pago de impuestos, motivo por el cual deben tomarse cartas en el asunto.

Al mismo tiempo, el dirigente taxista, acompañado por los concesionarios y choferes de las unidades que participaron en la manifestación pacífica, reconoció que aún debe mejorarse mucho el servicio de taxis hacia la ciudadanía de Aguascalientes. “El trabajo de transportar a los aguascalentenses debe hacerse por personas de aquí mismo, no por empresas extranjeras”, recalcó.

Aseveró que la situación de los taxistas es grave y si este sector no lo atiende, nadie más lo hará, motivo por el cual se busca que desaparezcan cuando menos seis que operan en Aguascalientes, con procedencia extranjera. “Ahora se pretende que ese servicio sea ofrecido por parte de empresas mexicanas, con transportistas y personas oriundas de este estado para que los dineros se queden aquí mismo”, concluyó.