Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-La directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Carissa F. Etienne, propuso a autoridades de las Américas un nuevo pacto regional denominado APS 30-30-30 por la Salud Universal.
El objetivo de dicho plan consiste en aumentar 30 por ciento el financiamiento al primer nivel de atención y reducir en ese mismo porcentaje las barreras que dificultan el acceso a la salud para el año 2030.
Durante su visita a México, Etienne participó en la clausura de las mesas de discusión, realizadas en el marco del Informe de la Comisión de Alto Nivel «Salud Universal en el Siglo XXI», que encabezó el Secretario de Salud, Jorge Alcocer.
Agregó que el plan es un llamado a los Estados miembro de la OPS para acelerar la respuesta regional y lograr que todas las personas tengan acceso a la salud en línea con los Objetivos de Desarrollo Sostenible.
La experta resaltó que es inaceptable que hoy en día no esté garantizado este derecho a todas las personas en la población de las Américas.
Asimismo, exhortó a Gobiernos, académicos y sociedad civil a desarrollar políticas públicas de salud que incluyan su participación y ayuden a lograr la meta de aquí a once años.
Dijo que sin recursos no se podrá responder a las diversas necesidades de las personas y comunidades y señaló que los países de la región invierten el 4.2 por ciento de su Producto Interno Bruto (PIB) en salud, que es menos del mínimo recomendado por la OMS.