Por FRANCISCO VARGAS M.
(Texto y Fotos)

Gran reaparición fue la que tuvo el joven aguascalentense José María Hermosillo, quien se alzó como el triunfador de la Novillada Mixta de la Feria de “Los Chicahuales 2017” de Jesús María, al cortar una oreja y con ello hacerse acreedor al trofeo Javier Medina “El Pitonero”, que estaba en disputa; festejo en el cual el joven novillero sin caballos potosino Ricardo de Santiago, también se llevó un apéndice, dejando un gratísimo sabor de boca.
En esta ocasión la Plaza de Toros y Lienzo Charro “Xonacatique” registró más de media entrada. Con un clima muy caluroso, los jóvenes participantes de esta novillada hicieron el paseíllo, acompañados de niños(as), para pasaportar cinco novillos de la ganadería de El Batán, mismos que cumplieron en varas pero juego desigual; así como también un eral de la misma dehesa que resultó bueno. Primero un tanto deslucido, siendo su mejor lado el lado izquierdo; segundo noble y de fuerza medida; tercero no fácil, desarrolló sentido y terminó un tanto rajado; cuarto sin complicaciones dejando estar, quinto con genio y raza; sexto enrazado que exigió el carnet; y el eral cierra plaza bueno y con recorrido.

JOSÉ MARÍA HERMOSILLO (Celeste y Oro)
El acalitano quien reapareció después de la grave cornada que sufrió en el municipio queretano de Pedro Escobedo, fue el encargado de abrir las hostilidades ante “Chicahual”, con el cual se abrió de capa con tres lances a la verónica dándole el astado una fuerte colada por el derecho, quitando de manera vistosa por tafalleras para escuchar la primera diana de la tarde. Brindó a los matadores de toros Héctor de Granada y Jacobo Hernández, trazando pases por bajo. Vino una primera tanda por el derecho para meterlo al engaño. Se pasó la muleta a su mano izquierda sacando estupendos naturales al correr la mano, mandando y templando. Siguió por ese mismo lado logrando pases que tuvieron eco ante un burel ya justo de fuerza, que terminaba sus embestidas llevando la cara a media altura. Sarga con diestra logró pases aceptables pero sin el mismo eco en los tendidos, terminando con pases por alto. Estocada entera tendida poco caída, para petición de oreja que fue concedida por el juez Ignacio Rivera Río.

CHRISTIAN ANTAR (Grana y Oro con Cabos Negros)
Con “Otomí”, novillo de su presentación ante esta conocedora afición, lo lanceó a la verónica ligando tres de buena factura por el pitón izquierdo. Toreando a caballo “Curro” Campos colocó un buen puyazo. Realizado su brindis al ganadero Claudio Huerta, inició por alto su labor en la cual nunca terminó por confiarse, faltándole entendimiento a su quehacer, logrando algunos aceptables pases cuando corrió la mano al astado de fuerza medida; finalizando con Sanjuaneras. Dos pinchazos hondos para retirarse entre ligeras palmas.

BARUCH ARREOLA (Rosa Mexicano y Oro)
Se enfrentó a “Volcán” estando voluntarioso con capa tomando su turno José Miguel Arellano para quitar vistosamente por Saltilleras, respondiendo Arreola por Tafalleras, escuchando ambos una diana respectivamente. Con un novillo no fácil que sabía lo que dejaba atrás, le puso valor y actitud, sacando meritorios pases que el respetable le reconoció terminando el astado rajado, sin escaparse de un arropón que no pasó a mayores. Terminó con ajustadas joselillinas, dejando en la suerte suprema una estocada contraria, tres pinchazos y media tendida recibiendo merecidas palmas.

JOSÉ MIGUEL ARELLANO (Vino de Burdeos y Oro)
A “Agua Clara” jugando los brazos lanceó a la verónica intercalando chicuelinas cerrado con dos vistosas revoleras. Brindó a su padre Alfredo Arellano, siendo su primera tanda buena ante las embestidas donde punteaba el novillo. Al torear de manera templada se fue entregando al engaño del espigado joven, quien logró una faena interesante donde se gustó por ambos lados, terminando soseando un tanto al final el astado. Después de apretadas manoletinas dejó media estocada trasera y contraria, otra entera atravesada, y una más entera dando una vuelta al ruedo.

JUAN PEDRO HERRERA (Catafalco y Azabache con Cabos Negros)
El también aquicalidense con “Gente Buena” astifino de cornamenta, lo saludó con una larga y mandiles. Cubrió de manera efectiva el segundo tercio siendo sus mejores pares primero y tercero este al violín escuchando una diana. Con un novillo que le exigió y con el cual había que poderle equivocó su planteamiento y procedimiento al tratar hacer una faena en redondo por ambos lados cuando el burel necesitaba sometimiento y hacerle una labor de poder a poder y de aliño. Todo lo anterior trajo como consecuencia para el menudito joven ser prendido en repetidas ocasiones salvándose milagrosamente de la cornada, mostrando en todo momento entrega y gran valor. Tres pinchazos y estocada delantera para ovación que agradeció en el tercio.

RICARDO DE SANTIAGO (Azul Rey y Oro)
Vaya agradable sorpresa resultó el joven potosino novillero sin caballo quien, con el cierra festejo “Trovador”, estuvo bien con capa a la verónica y lucido en su quite por Zapopinas, superándose con muleta al hacer una faena llena de reposo, inteligencia y clase, por ambos lados aprovechando las bondades del noble eral, con estupendos pases de figura erguida y relajada sentado en los riñones. Estocada entera poco caída teniendo petición de oreja que le fue concedida al debutante chaval que cayó de pie, siendo su actuación fuera ya de concurso.
Al final el propio Javier Medina “El Pitonero” acompañado del alcalde de este municipio, reina de la feria y princesa, entregaron el trofeo al joven acalitano José María Hermosillo. ¡Enhorabuena!
([email protected])

¡Participa con tu opinión!